El 44% De Los Padres Permite A Sus Hijos Jugar Con Videojuegos No Aptos Para Su Edad

De acuerdo a los resultados de una encuesta realizada por una empresa de ciberseguridad, el 44% de los padres permite que jueguen a videojuegos que no se corresponden con su edad, mientras que el 71% considera que sus hijos se exponen a contenidos no aptos para su edad cuando juegan online.

El informe de la firma McAfee, que expone los riesgos a los que se enfrentan los menores cuando juegan online, fue realizado a partir de una encuesta a 5.000 padres de niños y adolescentes con edades comprendidas entre los 6 y los 16 años que juegan a videojuegos, en Australia, Alemania, Singapur, Estados Unidos y Reino Unido.

La mayoría de los padres encuestados (71%) cree que sus hijos se exponen a contenidos inapropiados cuando juegan en línea, una preocupación que se agrava con el tipo de juego, pues el 44% de los padres deja que sus hijos jueguen con videojuegos para los que son muy jóvenes, y los expone a la interacción, ya que el 62% de los niños habla con otros jugadores cuando juega online.

La posibilidad de que al otro lado pueda estar depredador sexual se presenta como la principal preocupación de los padres (75%), pero también son motivo de inquietud el acoso (61%), que un cibercriminal pueda robar datos personales o financieros (60%) o que se encuentren con un traficante de droga. También supone un motivo de preocupación para los padres pensar que el otro jugador sea en realidad un cibercriminal que busca robar información sensible (62%), o
que sus hijos lleguen a hacer clic en un enlace que descargue malware. Preocupa, asimismo, que los cibercriminales lleguen a hackear cuentas de usuario (52%).

El responsable de Seguridad al Consumidor de la empresa, Gary Davis, afirm{o que "en los últimos años, los videojuegos han incrementado notablemente su popularidad, convirtiéndose en un hábito diario para muchas personas, especialmente para los niños". Considera que los videojuegos pueden ser una buena herramienta de entretenimiento, pero es necesario que los padres sean conscientes de los riesgos que acarrean y sepan "ofrecer una orientación adecuada que les permita mantenerlos seguros cuando están conectados".

Aconsejan que los padres tienen que usar herramientas que eviten que los niños accedan enlaces a sitios web peligrosos, o les avise si hacen clic en sitios maliciosos. También deben aplicar una seguridad integral y mantener el software actualizado. Es importante también que controlen el tiempo que los niños dedican a jugar videojuegos. Un software de control parental puede ayudar a establecer unos límites en los tiempos de uso.


 

 

Fuente:www.europapress.es

 

 


 

Escribir un comentario

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.
La publicación de los mensajes se dará luego de ser verificados por un moderador.


Banner
Banner
Banner