¿Fuera Del Juego, La Diversificación Económica En Las Vegas Es Posible?

Un analista económico de Nevada, dijo que el Estado hizo grandes avances en materia de diversificación económica, lo que significaría una salida para ampliar la base comercial y salir del monopolio de la creación de empleo dependiente de los grandes casinos y hoteles. El experto, asegura que gracias a la crisis, se están dando grandes pasos en esta materia durante la última década.

 

 

La crisis que afecta a los casinos de Nevada, que viene de arrastre en los últimos años, está poniendo al descubierto un fenómeno que no fue anunciado, pero que está tomando vuelo en la actualidad. Para Jeremy Agüero, director de la firma de investigación fiscal Applied Analysis, los líderes empresarios y políticos de Nevada deberían impulsar la diversificación, en un estado donde el 20 por ciento de las personas trabajan en hoteles y casinos, y el gobierno apuesta, como el as en la manga, a fortalecer la distribución del empleo dentro del sector turístico.

Para Agüero, se necesitan cambios que deben realizarse con cierta cautela, para salir de forma ordenada de la "industria de la concentración". Durante la primera década del presente siglo muchos empresarios salieron de la dependencia de la industria del juego y establecieron nuevos emprendimientos económicos, algunos de mucho éxito comercial como la aerolínea Allegiant o la fábrica de paneles solares Amonix.

Pero estos cambios en el mapa comercial de Nevada no fueron digitados desde una política oficial, sino que se fueron dando según las necesidades y por la merma de creación de empleo dentro de la industria del juego. Así, mientras se crearon en la última década 11.000 empresas de diversa envergadura fuera de la industria del turismo en el Estado, sólo se abrieron 45 nuevos hoteles en el mismo periodo. El analista dijo que 9 de cada diez empleos creados en esa época fueron por fuera de la industria de los casinos y hoteles.

Agüero añadió que la diversificación comercial ayudó a la creación de empleo ya que, en el periodo en cuestión, se crearon 88.100 nuevos puestos de trabajo, lo que significó una tasa mucho más alta que la media nacional. Este crecimiento se debió a una mayor concentración del comercio y la manufactura, consecuencia directa del retroceso del turismo y, por ende, de la industria de los casinos.    

Para Agüero, esta situación indica que los empresarios de Las Vegas, "están haciendo bien las cosas". Sin embargo, Nevada sigue siendo una de las regiones menos diversificadas de los Estados Unidos y esto se debe a que los responsables políticos siguen mostrando a Nevada sólo como un centro mundial del divertimento. El experto dijo que esta concentración del empleo en la industria del ocio y la diversión puede salir airosa de crisis cíclicas, pero en crisis profundas "se deber ser inteligentes y desarrollar estrategias a largo plazo".

En el corto plazo, Agüero indicó que se debe atacar la tasa de desempleo, la cual se ubica en el 12,5 por ciento, por lo cual
no sólo se debe impulsar el sector del turismo, sino que se debe llevar puestos de trabajo de nuevas industrias. Con respecto a este tema, un estudio aparecido en noviembre último realizado por el Brooking Institution, dio cuenta de que en Las Vegas y otras ciudades de Nevada, se están instalando empresas de salud, tecnológicas, logística e industria aeroespacial, entre otros rubros.

Para Agüero, en lo inmediato, los líderes estatales deben concentrar su atención en atraer empresas de alto crecimiento, sobre todo sectores de salud vinculados con la epidemiología, cuidado de la piel y aparatos ortopédicos y prótesis. "El Estado debe trabajar en la promoción para profesiones con mayor expansión como los médicos, intérpretes, traductores y analistas financieros", añadió.

Por su parte, para una estrategia a largo plazo, Nevada debería sacarse el fantasma de ser una región exclusiva para el ocio y la diversión eterna e intentar que se viera como un Estado de primera línea dentro de los EEUU. De forma irónica, Agüero se preguntó si, cualquier familia del país elegiría a la ciudad de Las Vegas para mudarse y criar una familia, o para mandar a sus hijos a estudiar lejos de casa.

Cabe destacar, que el estado de Nevada recortó 500 millones del presupuesto de educación para las escuelas primarias y secundarias, cuestión que da la pauta a los especialistas que va a ser muy difícil atraer a las instituciones educativas para que se radiquen en Las Vegas. Agüero se preguntó si los empresarios de la educación no invierten en la ciudad porque no la conocen o porque la conocen demasiado. Lo cierto que el analista asegura que si el gobierno de Nevada no invierte en educación, es muy difícil que alguien más lo haga.

Agüero, quien está concientizando a más de un empresario de Nevada a crecer por fuera de la industria turística, explicó que los planes a largo plazo deben incluir educación de calidad ya que los jóvenes deben estar preparados porque en el ruedo de la economía actual "es imposible predecir el futuro, pero seguro que todo derivará en torno a la innovación tecnológica".

La industria del juego de Nevada, como la de casi todo los EEUU, fue muy golpeada por la recesión económica, con el añadido que las Vegas tiene que competir con Macao, el nuevo centro mundial del juego, que atrae como moscas a la azúcar a los ricos apostadores asiáticos que antes veían como meca de del juego a ciudad de Las Vegas.

Los planes de diversificación, sin embargo, no deben ser copiados de otras economías ya que, según explicó Agüero, lo importante es trabajar dentro del sistema económico que ya está creado y no desechar lo realizado para comenzar todo de nuevo.


 

 


 
Banner
Banner
Banner