La Ley SOPA, La Influencia Social Y La Fuerza De Las Empresas De Internet

alt

Por Karina Velis

La ley antipiratería SOPA (Stop Online Piracy Act) permanece en “stand by”. Al parecer, las campañas de alerta y oposición a la ley montadas por los usuarios de Internet y el hecho de que algunas empresas, entre las que se encuentran Google y Facebook, amenazaran con un ‘apagón’ a modo de protesta, dieron sus frutos y generaron un verdadero obstáculo para que se tratara la tan polémica norma que busca detener la piratería online y cuya discusión, en el Congreso americano, estaba pactada para el próximo 24 de enero.

El mundo de Internet está revolucionado. Tras la aprobación en España, el pasado 31 de diciembre, de la ley SINDE (una normativa capaz de cerrar los sitios online que sirvan de enlace hacia contenidos protegidos por derechos de autor), vuelven a embravecerse las aguas de la Web a causa de la discutida ley SOPA, una reglamentación con similares características pero que tiene como campo de acción a EE.UU., el país que alberga la mayor parte de infraestructura de la red.

SOPA, por sus siglas en inglés: "Stop Online Piracy Act" (Ley de Cese de la Piratería En línea), es un proyecto que fue presentado el 26 de octubre en el Congreso estadounidense por el republicano Lamar Smith, el mismo que hace unos días fue acusado de violación de copyright. El portal Vice.com realizó una investigación cuyos resultados descubrieron que la Web del congresista utilizaba de fondo una imagen captada por el fotógrafo DJ Schulte, quien había colgado su trabajo en Flickr bajo una licencia Creative Commons la cual retringía su uso para fines comerciales, y por la cual no se había dado ningún crédito. El congresista no hizo declaraciones al respecto.

La palabra de Obama

Luego de una gran campaña de oposición montada por los usuarios y acompañados por las grandes empresas líderes de la Web quienes manifestaron a través de distintas vías su descontento con la propuesta, la administración del presidente Barack Obama anunció este sábado que, si bien es legítimo combatir la piratería en Internet, esto no se hará a costa de un riesgo de censura de las actividades legales.

En estos términos, el gobierno de Obama ha declarado que se opondrá a toda iniciativa de ley que "reduzca la libertad de expresión en Internet, aumente los riesgos cibernéticos y erosione la capacidad de innovación en la red." 

De esta manera, tres funcionarios, Victoria Espinel, Aneesfh Chopra y Howard Schmidt, comunicaron: "Cualquier esfuerzo para combatir la piratería debe proteger contra el riesgo de que se censure en línea la actividad legal".

Con esta advertencia, empujada por la presión que ejercieron los gigantes de Internet, como también la movilización que provocaron a nivel mundial los usuarios de la red que veían en este proyecto un avasallamiento sobre los derechos civiles, la Casa Blanca entró de lleno al debate sobre la propuesta, y de mantenerse esta postura, si eventualmente llegara a aprobarse el proyecto, este último podría chocar contra un veto presidencial.

Casi como anticipo a esta situación, la Cámara de Representantes de los Estados Unidos ha decidido 'congelar' la ley y no votarla hasta unificar criterios y lograr consensos. Es decir, armonizar la opinión de republicanos y demócratas sobre la misma.

Por otro lado, de acuerdo con la información que se conoció, horas antes de que se publicara la resolución del Congreso, el republicano Lamar Smith, promotor de la ley, había anunciado que propondría retirar la posibilidad de bloquear el acceso a los sitios sospechosos de vulnerar la propiedad intelectual.

Smith manifestó que tras consultar con la industria, cree que debe estudiarse con más detenimiento este punto de la ley, sin que ello signifique renunciar a que a los sitios albergados en servidores extranjeros no se les permita distribuir contenido ilegal en Estados Unidos. En principio, desaparecería de la ley la obligación que los proveedores de acceso tendían a bloquear a sus clientes los sitios en infracción, pero no desaparecería la posibilidad de que la administración pudiera ordenar el bloqueo del dominio de sitios supuestamente en falta.

Por su parte, la Asociación Cinematográfica de Estados Unidos (MPAA), una de las más fervientes partidarias de la ley, ha enviado una carta al presidente Obama y a los congresistas exigiéndoles que aprueben la ley porque, según dicen, las redes de ladrones a nivel mundial están generando pérdidas de empleo millonarias en los Estados Unidos. "Es hora de detener la obstrucción contra SOPA y convertirla en ley", dijo la MPAA.

El proyecto de ley

La ley Antipiratería SOPA, busca extender las competencias del Departamento de Justicia de los Estados Unidos y amplíar las capacidades de los propietarios de derechos intelectuales con el fin de combatir el tráfico online de contenidos y productos protegidos, ya sea por derechos de autor o de propiedad intelectual, como música, películas, libros, obras artísticas.

El proyecto de ley originalmente propuesto permite que se puedan obtener órdenes judiciales contra aquellos sitios de Internet que permitan o faciliten el infringimiento de los derechos de autor. Dependiendo de cuál sea la entidad que solicite la orden judicial, las acciones previstas tras la denuncia de un sitio, podrían incluir:

El proyecto de ley establece además, un proceso de dos etapas para aquellos propietarios de derechos intelectuales que fueron perjudicados por un sitio infractor. El propietario de los derechos debería primero notificar por escrito a las empresas facilitadoras de pago y a las redes de publicidad online, sobre la identidad del sitio infractor. Estos últimos a su vez deberían enviar una notificación a su cliente y suspender en un plazo no mayor a cinco días, los servicios que provean: bloquear el acceso al sitio (hosting), bloquear la publicidad en caso de poseer (por ejemplo si el sitio lo tuviera, Google deberá bloquear su ad sense), congelar los fondos que sean provistos al sitio, remover los enlaces que direccionen al sitio.

De acuerdo a uno de los co patrocinadores del proyecto de ley, el representante Bob Goodlatte, miembro del Comité Judicial de la Cámara de Representantes y del Subcomité de Propiedad Intelectual, Competencia y la Internet, SOPA representa una versión reescrita del Acta PROTECT IP (PIPA), en la cual se abordan las preocupaciones de la industria tecnológica.

Aunque la Ley SOPA sólo regirá en territorio estadounidense, es necesario tener en cuenta que la mayor parte de infraestructura de la red se encuentra en Estados Unidos y casi todos los servicios y sitios de uso diario como Youtube, Google, Twitter, Facebook, eBay, se verían afectados. Asimismo, muchos sitos alrededor del mundo se hospedan en servidores ubicados en Estados Unidos y están bajo su jurisdicción legal.

Por otro lado, Estados Unidos también aloja servicios básicos de la red como el control de dominios (.COM, .NET, .ORG) que aunque pertenezcan a sitios que estén fuera de su territorio, podrían ver inhabilitados sus dominios desde Estados Unidos.

Grandes voces en contra y un inminente apagón digital

Este miércoles 18 de enero, el Comité de Supervisión de la Cámara de Representantes tenía previsto celebrar una audiencia para considerar el impacto de la ley SOPA en la Red, motivo por el cual las compañías han elegido esta fecha para protestar y suspender sus actividades en la Web.

La principal promotora de la movilización fue Reddit, un sitio que provee el servicio de marcadores de noticias y que sólo el mes pasado contó con cerca de 35 millones de usuarios únicos. Reddit ha planeado interrumpir sus servicios durante 12 horas este18 de enero. En lugar de su servicio regular, la página transmitiría en directo las intervenciones parlamentarias y artículos 'anti-SOPA'.

Alexis Ohanian, presidente ejecutivo de Reddit, el cual funciona gracias a que los usuarios comparten todo tipo de enlaces que posteriormente son valorados por otros lectores, dijo que la ley paralizaría a Internet. "Potencialmente podría hacer desaparecer a la industria de la tecnología por completo, una industria que crea empleos", escribió Ohanian en su blog.

Miles de manifestaciones se han hecho sentir a raíz de este controvertido proyecto de ley, y las gigantes de la Web no se quedaron afuera de las protestas. Según las compañías, introducir la ley significa "censurar el espacio más libre del mundo violando de este modo los principios de democracia".

NetCoalition, es una plataforma que representa a las compañías líderes globales de Internet y de tecnología, como Google, Yahoo!, Amazon, eBay, IAC, Bloomberg LP, Expedia y Wikipedia, para unificar su voz en negativa al proyecto presentado por el congresista Smith.

La agrupación tiene en el núcleo de sus valores la preservación de Internet tal como existe hoy en día: "un entorno competitivo abierto y orientado al consumidor, que inspira la innovación y el comercio mundiales." No obstante, la agrupación asegura apoyar iniciativas significativas que fomenten un marco equilibrado de derechos de autor, marca registrada y protección de datos en los Estados Unidos.

La comunidad, según expresa en su portal, busca la conservación de un régimen jurídico de las empresas de Internet que promueva el uso de aplicaciones y servicios orientadas al consumidor, liberadas de las leyes y reglamentos que imponen excesiva responsabilidad a las empresas.

Acerca de SOPA y PIPA, NetCoalition dice:

"Estudios de Hollywood y la industria discográfica están presionando con buena intención la legislación destinada a reprimir a los sitios Web que venden productos piratas y falsificados. El problema que se trata de resolver es real, pero esta solución no lo remedia y podría amenazar seriamente la industria de la tecnología al revocar las leyes que ayudaron a alimentar el boom de la tecnología de la última década."

NetCoalition destaca una problemática: "La Ley de Protección de IP (PIPA), el proyecto del Senado y la Ley para Detener la Piratería Online (SOPA), proyecto de la Cámara, ambos 'pisan' el Digital Millennium Copyright Act (DMCA), que durante más de una década ha ayudado a que las compañías de Internet crezcan. La DMCA es una de las grandes razones por las cuales compañías como Facebook, YouTube y Twitter no fueron aplastados en sus comienzos," advierten.

La DMCA, aprobada en 1998, incluye una previsión (Limitación de la Responsabilidad por Infracción de Derechos de Autor Online), que provee un marco de "puerto seguro" para los sitios Web que albergan contenido de usuario. Bajo esta disposición, los titulares de derechos que consideren que ese sitio Web se encuentra infringiendo derechos, se encuentran obligados a presentar una notificación ante el sitio para solicitar que el material infractor sea retirado, y se le da al portal una cierta cantidad de tiempo para que pueda eliminar dicho material. SOPA, según advierten desde NetConalition, anularía esta disposición al permitir que los jueces puedan bloquear inmediatamente el acceso a cualquier sitio presuntamente culpable de albergar material protegido por copyright.

De acuerdo a Markham Erickson, director de NetCoalition, la sección del proyecto de ley que permite esto, también permitiría la inspección de las direcciones IP de sus clientes, un método conocido como bloqueo por IP. Erickson ha expresado su preocupación con respecto a que tal orden podría llevar a un análisis de todo el contenido que se transmite desde y hacia el usuario, lo cual puede plantear nuevos problemas de seguridad y privacidad.

Dice NetCoalition: "SOPA y PIPA deben ser frenadas porque dañarán una industria que provee trabajo", dichas leyes "podrían obligar a las empresas de tecnología a supervisar todos los comentarios de los usuarios, fotos y videos - matando efectivamente los medios de comunicación social."

El 'call to action' de NetColition para la sociedad americana es: "Llamar, escribir y envíar un correo electrónico a los representantes. Publicar un mensaje en Facebook, escribir un artículo de opinión para el periódico local."

La agrupación de gigantes Web ha evitado confirmar si será parte de algún movimiento de "apagón", pero de llevarse a cabo sería un hecho sin precedentes que podría causar innumerables pérdidas.

En lo que respecta a la conocida enciclopedia libre, Wikipedia, su fundador, Jimmy Wales confirmó mediante un tuit que la versión del sitio en inglés cortará sus servicios durante las 24 horas del miércoles 18, mientras que las versiones en otros idiomas de la enciclopedia tendrán completa libertad de cómo mostrar su desaprobación de las leyes antipiratería. "Espero que Wikipedia derrita los sistemas de teléfono en Washington, el miércoles", tuiteó Wales.

Por su parte, Wordpress, una plataforma que alberga millones de blogs, se dirigió a sus usuarios a través de un video que colgó en su web .org, para advertir sobre las consecuencias de la norma. (El video, está incluido entre el material de esta nota).

También el juego de acción «Firefall» desarrollado por Red 5 Studios se unió a las protestas y anunció junto con otros sitios como Mojang, Destructoid, Tucows y Cheezburger Network, que no funcionará el 18 de enero.

La posición del congresista fanático del videojuego

El asambleísta Jared Polis, del 2º distrito de Colorado, está luchando por el derecho a jugar juegos de video. El juego League of Legends (LoL), que recientemente ha explotado en popularidad, tiene al menos una persona en el gobierno que es fanática: Jared Polis. El representante se unió a la compañía de juegos Riot Games en la lucha contra la Ley SOPA y se manifestó de este modo:

"Este es el congresista Jared Polis de Colorado. Como miembro de la comunidad de League of Legends y como alguien que se ganaba la vida como un emprendedor de Internet antes de ser elegido al Congreso, estoy muy preocupado por el futuro de la Internet y los juegos si el Congreso no despierta. (...) Estoy particularmente preocupado porque SOPA podría sofocar el tipo de innovación que nos traen los juegos que amamos, como LoL. (...) Es una amenaza para cualquier empresa o sitio web que depende de contenidos generados por usuarios. En lugar de generar grandes maneras de seguir haciendo aún mejores juegos como LoL, las empresas tendrán que gastar su dinero en la contratación de abogados. (...) He estado trabajando en una legislación alternativa que protegerá a las empresas de juegos para crear y al mismo tiempo fomentar la innovación. Pero también es necesario que llamen a sus representantes del Congreso y hacerles saber de su oposición a SOPA. Este proyecto de ley tiene una posibilidad muy real de funcionar y les corresponde a todos los que quieren proteger a la Internet para tomar medidas."

La participación de Anonymous

El grupo activista Anonymous coordinó para el pasado 3 de enero la llamada 'Operación Blackout' en contra de la controvertida Ley SOPA. La campaña comprende dos acciones: en primera instancia, colocar en sitios web una imagen en contra de la ley y difundir avatares al respecto para poner en redes sociales o mensajeros. La segunda acción hace referencia a llevar la protesta al plano físico, pegando o pintando carteles usando papelería, stencil, tiza, adhesivos, etc.

Asimismo, en una cuenta de Twitter asociada a Anonymous, se indicó que el silenciará sus publicaciones el 18 de enero para mostrar su solidaridad con otros grupos que están en desacuerdo con el proyecto de ley. "El 18 de enero no veréis ningún 'tuit' desde esta cuenta entre las 8 a.m. y 8 p.m. en apoyo al #SOPAblackout! #J18?, reza el mensaje.

La voz de la comunidad internauta

Foros, blogs, comunidades virtuales, redes sociales, todas ellas, que paradójicamente se encontrarían amenazadas por la ley en cuestión, constituyeron el soporte de comunicación que permitió tal movilización.

"Lo que los guardianes de la propiedad intelectual no comprendieron es que la información en Internet funciona como 'una sopa' que, una vez servida, es imposible agarrar con las manos" expresó con una acertada metáfora un redactor del suplemento Radar de Página 12 en Argentina.

De la misma forma, los usuarios de la mayoría de los países rechazaron la introducción de la ley. Llaman la atención algunos de los 'post' realizados para promover la información, y de entre las tantas manifestaciones en contra de la promoción de la ley, algunas han llegado a ser realmente creativas.

Un curioso post publicado en Taringa!, la comunidad virtual que fomenta la 'Inteligencia Colectiva', bajo el título "LEY SOPA ¿Es el fin de Internet?", describe en forma de 'realidad paralela', qué pasaría si la ley entrara en acción. El autor, intenta explicar, por momentos redactando en un formato literario de narración, cómo sería el mundo si entrara en vigencia la ley. Aquí algunas transcripciones destacables:

"La primer semana: Es esperable que algunas empresas, sobre todo las que están en el terreno de la informática, la música, el cine y la televisión posean largas listas sobre sitios web que son 'la piedra de su zapato'. Así, en la primer semana, creo que no sucederá nada. La paz antes de la tormenta," intriga el autor de la nota.

"Abogados ganarán sus honorarios a expensas de las grandes empresas (...) Las recomendaciones del
departamento legal serán evaluadas en alguna junta directiva y contrastada con las opiniones de los departamentos de marketing, finanzas, producción, etc. El agua comenzará a hervir," finaliza la 'primer etapa'.

"El primer mes", continúa, "alguna empresa, de orden secundario (subsidiara, distribuidora, proveedora) será la encargada del acto de tirar la primera piedra y así comenzarán a rodar los tangibles engranajes de la Ley SOPA. Algunos sitios Web sencillamente desaparecerán de un instante a otro. Así, aquellos que obtenían ganancias con sus Web sites gracias a un proceso que inicialmente lleva tiempo (ganar ranking en los buscadores hasta llegar a la masa crítica que le da vida propia al sitio), deberán optar por chocar contra el muro fronterizo de 'la SOPA', o bien comenzar desde cero. Los sitios web genuinamente exitosos (por una gran idea y no por millones en propaganda) se dividirán hasta llegar al punto de pulverizarse y quizás luego, desaparecer", describe apocalíptico.

"Sitios como Youtube, Google, Taringa, Cuevana, SeriesYonkies, BlogSpot, MegaUpload, RapidShare," entre otros que nombra el autor, "podrán sufrir estos apagones más permanentes que fugaces", vaticina el taringuero, y expone "El mes uno cerrará sus días con comentarios boca a boca entre las personas:

-Hey, ¿escuchaste que ahora no se puede entrar más a Taringa!,

-¿Has visto que muchos artículos de Wikipedia están en revisión?

-¿Qué sucedió con Cuevana que ahora sólo muestra trailers de películas y videos subidos por la gente?"

"El primer año", sigue la publicación, "Sonarán en los grandes multimedios noticias del estilo:

-Cinco años de prisión a joven ucraniano que sacó un video donde usaba una canción de Metallica como fondo.

-Los dueños de Cuevana fueron condenados a 6 años de prisión más una multa de 500.000 euros.

-El tráfico de Internet sigue creciendo", escribe irónico, y continúa con indignación,"El año de la Ley Sopa termina con mucha gente 'aceptando lo inevitable' y la construcción de una nueva idea de lo que es Internet. Emerge un nuevo paradigma," se anima el cronista.

"Yo, una vez, viví en una época más libre" titula a la última etapa de su narración. "Ya han pasado 20 años desde que la Ley Sopa entró de lleno a la realidad, muchas otras cosas han sucedido en el mundo (guerras, paz, triunfos y derrotas). En el desván de mi casa encuentro una vieja computadora; me entra la nostalgia y la enciendo; asombrosamente funciona bien. En su disco duro veo imágenes, audios, videos, que me dan cierta vergüenza y miedo....son los contenidos prohibidos..."

"Ahora entra, mi nieto (...) y ahí le digo: "Yo, una vez, viví en una época más libre", finaliza para luego llamar a la acción a sus lectores: "¿Qué podemos hacer? Fácil: informarnos; asúmelo como un deber, como una llamada. Ley SOPA, fin del Internet".

Otro internauta de Taringa! hizo su aporte: "Tres formas de intentar parar SOPA" tituló su publicación. "Estas regulaciones se estudian, desarrollan, se discuten y se aprueban en Estados Unidos, pero el alcance de las mismas te afecta a ti, seas de donde seas," anuncia el redactor y explica en una serie de ítems las posibles consecuencias de la aprobación de la Ley SOPA.

"No sólo se derrumba cualquier atisbo de libertad de expresión o privacidad, sino que de alguna forma será capaz de terminar con cualquier avance o innovación en la red. Si prefieres movilizarte, éstas son las tres vías por las que los ciudadanos en el mundo nos podemos hacer escuchar." El taringuero propone tres formas que permiten a la comunidad de Internet votar contra SOPA. "La primera de ellas llega a través de la organización Change.org, corporación, que acoge de manera pública y libre, peticiones en la red para el cumplimiento de los derechos humanos. Bajo el título de 'Stop the IP ACT', cualquier ciudadano en el mundo puede apoyar esta petición que irá dirigida al presidente de los Estados Unidos, al Senado, al Congreso y por último a Hollywood y las grandes productoras," informa, y destaca "deben llegar hasta las 100.000 para que sea efectivo." Al día de hoy, la petición lleva más de 146.900 firmas.

"La segunda de las iniciativas", continúa la nota, "llega a través de la Casa Blanca: 'We the People'" una red creada para que los ciudadanos hiagan llegar a sus representantes sus peticiones o denuncias, donde cada una de las exposiciones necesitan que en un mes conseguir 25.000 firmas y así obligar al gobierno a dar respuesta.

"Bajo el título de 'Stop the E-PARASITES Act', cualquier ciudadano puede votar creando una cuenta." Actualmente, el petitorio lleva más de 52.000 firmas.

"La tercera de las vías llega a través de Avaaz.org, que permite a los usuarios firmar una petición dirigida a los miembros del Congreso." Hoy tiene más de 1 millón 200 mil firmas, con un flujo de más de 1000 firmas por hora.

"¡Salvemos Internet!" es la iniciativa de Avaaz, un grupo presente en 13 países a lo largo de 4 continentes y en 14 idiomas, cuyo petitorio dice: "Como ciudadanos globales comprometidos, les pedimos que defiendan un Internet libre y gratuito, y les instamos a votar en contra de la Ley de Protección IP y la Ley sobre Piratería Online. Internet es una herramienta crucial para que ciudadanos de todo el mundo intercambien ideas y trabajen colectivamente en la construcción del mundo que queremos. Les instamos a mostrar un verdadero liderazgo mundial haciendo todo lo que esté a su alcance para proteger este pilar fundamental de las democracias en todo el planeta."

Según informa Avazz, un congresista ofreció leer en sesión pública la lista completa de ciudadanos en oposición a la ley, quizá en una táctica de retención del turno de palabra tal como en aquella película de Hollywood, Mr. Smith Goes to Washington, de Frank Capra.

"Algunos congresistas defensores de la libertad de expresión, nos han dicho que una protesta internacional es crucial para hundir la ley," explican desde Avaaz. "El Senador Wyden va incluso a bloquear el voto, ¡leyendo todos los nombres de nuestra petición durante horas!", exclama el comunicado.

Posteriormente a la firma de la petición, Avaaz envía un correo al firmante explicando las bases de la ley a la que se opone. El correo finaliza alertando: "No tenemos tiempo que perder," SOPA es la "peor amenaza de censura que jamás se ha visto contra Internet." dicen miembros de Avaaz.

Otro usuario dio sus predicciones en relación a las iniciativas en la red: "Al tener a vigilantes SOPA en Internet, muchos startups o proyectos no recibirían el apoyo financiero de cualquier tipo de inversión por el temor a ser bloqueados en cualquier momento, lo cual derivaría en la pérdida de capital, tiempo y oportunidades a los emprendedores."

También ofreció su visón respecto de la afectación que sufriría el periodismo ciudadano e incluso los medios de comunicación en general. "Atenta contra la libertad de expresión: Digamos que un reportero ciudadano sube un video a Youtube informando sobre algún tema noticioso o, alguien decide subir contenido periodístico de algún lugar lejano para conocer sobre algún hecho terrible, podría ser bloqueado. Si un periodista escribe un artículo que, a pesar de no infringir derechos de autor, enlaza a un video de Youtube o algún sitio web que no es bien visto por SOPA, también sería bloqueado. Los medios tendrían que someterse a una autocensura para evitar problemas," afirma el usuario y finaliza, "recuerda que si aprueban la ley, nuestras vidas cambiaran."

Desde algunos portales, como es el caso de "gabehash", pusieron a disposición de los usuarios una imagen a fin de que sea colocada en los perfiles a modo de protesta contra la ley SOPA. "Es momento de unirnos, la última palabra la tenemos nosotros," se lee en la publicación.

El uso de Facebook también fue parte de la protesta. En el gigante de las redes sociales existe, desde el 11 de enero, un 'Evento público' en oposición a la aprobación de la ley, del cual se puede 'participar' hasta el 24 de enero, fecha para la cual se estimaba la decisión final de los representantes estadounidenses. Actualmente el evento cuenta con poco más de 34 mil invitados.

Dentro de la misma social media, "Against the Stop Online Piracy Act", es una de la páginas más populares de oposición a la ley. Cuenta con más de 17 mil pulgares arriba.

"Descarga mientras puedas" fue el lema de algunos usuarios más pesimistas. Mientras tanto, otros buscaron a toda costa difundir información al respecto. Y como es de costumbre en el mundo de las nuevas tecnologías, varios usuarios creadores de contenidos, decidieron dar su propia definición de la ley a través de un video que 'colgaron' en YouTube.

Al mismo tiempo, otros insistieron en que "no hay que perder la esperanza". Antón Nósik, un famoso bloggero ruso y experto en Internet, opinó que en caso de que los anteproyectos fueran aprobados, no funcionarían de forma eficaz, ya que todo el ciberespacio se pondría a trabajar contra ellos.

Las voces a favor

El proyecto del congresista de Texas cuenta con el apoyo de unas 120 entidades, entre las cuales se encuentran aquellas adscriptas a la industria cinematográfica de Hollywood (Motion Picture Association of America, Inc.), la Asociación de Industria Discográfica de Estados Unidos (RIAA) y la Asociación de Software de Entretenimiento (ESA) que agrupan a las principales compañías desarrolladoras de cine, música y videojuegos, respectivamente. El portal Reddit pone a disposición la lista de las empresas que suscriben a esta normativa.

Por su lado, el magnate de la comunicación Rupert Murdoch ha publicado en Twitter varios mensajes reprochando a la Casa Blanca estar haciendo el juego a grandes grupos de Internet al oponerse a la ley. "Obama se une a los patrones de Silicon Valley que amenazan con la piratería y pura y simplemente con el robo a los creadores de programas", escribe Murdoch. En otro mensaje ataca a Google asegurando que es el líder de la piratería con un negocio en el que obtiene beneficios gracias a la publicidad que rodea los enlaces que ofrecen la descarga gratuita de películas.

A ello, Google ha replicado con una nota en Cnet recordando que el último año descartó de sus resultados más de cinco millones de sitios por infringir sus reglas contra la piratería y la falsificación e invirtió más de 60 millones de dólares en combatir los "malos anuncios".

También hubo algunas compañías que se vieron obligados a cambiar de opinión a causa de la pérdida de usuarios, como fue el caso de GoDaddy, una empresa registradora de dominios de Internet y de alojamiento web, entre cuyos usuarios se encontraba nada menos que Wikipedia, cuyo fundador Jimmy Wales escribió en Twitter: "Estoy orgulloso en decir que nuestros dominios serán removidos de Godaddy; su posición en SOPA es inaceptable para nosotros".

Godaddy, que comenzó apoyando a SOPA, cambió de rumbo cuando sus usuarios comenzaron a sacar sus dominios de esta página. La semana pasada Godaddy perdió alrededor de 72,000 registros, y aunque esto no es nada para una empresa que tiene entre 15,000 y 40,000 registros por día, cuando notó que sus ganancias empezaron a bajar, publicó un comunicado que decía "Nosotros escuchamos a nuestros clientes, Godaddy ya no apoya SOPA."

Una alternativa

Según publica el blog de tecnología Marlex, dos senadores, el demócrata Ron Wyden, del estado de Oregón, y el republicano Issa Darrell, del estado de California, han apoyado una legislación alternativa, 'The Open Act', en contra de SOPA y PIPA, al considerar que éstas alterarán radicalmente la Web.

En opinión de Wyden, tanto SOPA como PIPA "van a convertir a los websites en policías Web". En lugar de existir "tres chicos en un garaje lanzado un negocio basado en la Web, tendremos a tres chicos en el salón de su casa atendiendo a una batería de abogados que les estarán diciendo si pueden o no poner en marcha un negocio Web", dijo el legislador haciendo posiblemente referencia al hecho de que, aprobadas las leyes, sería más difícil el surgimiento de 'otros Steve Jobs'.

The Open Act, a grandes rasgos, propone que sea la Comisión Internacional de Comercio de Estados Unidos (ITC) la que se encargue de los procesos legales contra las páginas Web que atenten contra los derechos de autor, en vez de los tribunales federales. De este modo, esta ley alternativa ampliaría la potestad del ITC para luchar contra la piratería en Internet.

Según Darrell, si se llevase a cabo The Open Act "los costes serían menores y se incrementaría la fiabilidad". Asimismo, explicó que The Open Act capacitaría al ITC a "seguir el dinero" a emitir requerimientos, y a cooperar con entidades financieras en los procesos para cortar la financiación a aquellos que infrinjan los derechos de autor.

En la otra vereda, Mitch Glazier, vicepresidente ejecutivo de RIAA (asociación de industria discográfica de Estados Unidos), mostró su rechazo la alternativa presentada por los dos senadores estadounidenses al asegurar que "cuando tú eres propietario de algo, y quieres defender tus derechos, acudes a los tribunales de Estados Unidos". En su opinión, The Open Act, "excluye a todos los propietarios de derechos de autor pequeños".

Hecha la ley, hecha la trampa

De acuerdo con varias publicaciones en distintos blogs, los especialistas han creado una especie de antídoto a la ley. "DeSopa" (más de 17 mil users actuales) y "NoSOPA" (más de 23.500 users actuales) son complementos para los exploradores Mozila Firefox y Google Chorme, respectivamente. Se trata de extensiones cuyas funcionalidades permiten a los usuarios 'pasar por arriba' la eventual actuación de la ley.

En el caso de "NoSOPA", el complemento para el browser de Google advierte a través de un anuncio en color rojo si el navegador se encuentra en una web 'pro SOPA'.

Por otro lado, el plug-in para Firefox, "DeSOPA", al parecer tiene la misma finalidad que "Soapy", un complemento para el navegador que, según su autor Griffin Boyce, permitiría a los usuarios, en caso de ser aprobada la ley, visitar sitios web bloqueados. La siguiente es la explicación del mismo Boyce:

"Soapy trabaja redireccionando automáticamente el sitio web pedido por el usuario a su dirección IP. Se sustituye el sistema DNS (Domain Name Server) completo para estos sitios web bloqueados, y se utilizan las direcciones IP. Por ejemplo, el sistema DNS denomina como Google.com a la dirección IP de su servidor, en este caso (74.125.224.72).

Este proceso es invisible para el usuario, pero según Boyce, se podría en caso de verse afectado por ejemplo Google, acceder al buscador utilizando su dirección IP.

¿Tan sencillo como eso? Al parecer, funcionaría perfectamente, dado que la mayoría de los sitios bloqueados serían intervenidos a través de sus nombres de dominio.

Un dato clave es que Boyce ha desarrollado este complemento en código abierto, para que programadores y hackers prevean nuevos bloqueos que puedan llegar junto con la ley, y vayan experimentando soluciones.

Repercusión en Argentina

La ley Antipiratería también tiene detractores dentro de la política argentina, y es que, de acuerdo con el portal ContactoPolítico, el diputado provincial de la Coalición Cívica-ARI, Oscar Negrelli,  adhirió a la petición internacional, organizada por la comunidad de Avaaz. El Legislador advirtió que la posible sanción en EE.UU. de la Ley de Cese de la Piratería en Internet, afectaría "gravemente a la libertad de información, de expresión y a la privacidad de los internautas a nivel global".

Dijo Negrelli: "Este tipo de normas, como la ya aprobada Ley Sinde en España, con la excusa de proteger la propiedad intelectual, viola las más básicas libertades individuales mediante la censura de contenidos en la Red", sentenció."En la Era de la Sociedad de la Información, es válido repensar cómo proteger los derechos de los productores de contenidos de las industrias culturales. No obstante, de ninguna manera es tolerable que se les otorgue a los Estados excesivos poderes que permitan la censura discrecional, tal como se busca", agregó.

Por último, el Diputado platense destacó que "es muy importante que todos los ciudadanos e internautas estemos atentos y nos pronunciemos en contra de estos intentos de restringir las libertades que actualmente gozamos en Internet. En nuestro país, por ejemplo, el gobierno ya avanzó en el control estratégico de la asignación de dominios. Hoy, éstos se otorgan y se reparten entre los amigos del oficialismo".


 

 

Fuente:alt1040.com vos.lavoz.com.ar, www.netcoalition.com, www.lavanguardia.com, www.aimdigital.com.ar, www.redusers.com, www.elpais.com, www.cioal.com y www.eldia.com.ar

 

 


 

Escribir un comentario

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.
La publicación de los mensajes se dará luego de ser verificados por un moderador.


Banner
Banner
Banner