Director De Casinos Desmiente Mal Uso De Fondos

El titular de la Dirección Nacional de Casinos del Uruguay, Javier Cha, rechazó las acusaciones del diputado blanco Amín Niffouri, sobre la financiación de "intendencias amigas" con dinero recaudado por ese ente, considerando que "mantiene una práctica desafortunada para él mismo", porque realiza afirmaciones "groseramente equivocadas" antes de ser informado.

El legislador le había enviado un pedido de informes, pero antes de recibir la respuesta expresó que era "reprochable" que el funcionario maneje dinero "a su criterio".

"Todo esto es un dislate, un cuento falso, que sólo muestra desinformación y falta de seriedad", comentó Cha. "El gobierno del Frente Amplio no financió a 'intendencias amigas durante años electorales con dinero de las apuestas'. No repartió nada en 'forma arbitraria y sin controles' y el director de Casinos no maneja recursos a su libre criterio ni 'sobreinterpretó' ninguna norma", insistió.

Cha afirmó que el diputado Niffouri "mantiene una práctica desafortunada para él mismo", porque realiza afirmaciones "groseramente equivocadas" antes de ser informado.

El diputado criticó que la Dirección Nacional de Casinos, en acuerdo con el Ministerio de Economía y Finanzas, haya entregado a las Intendencias de Montevideo y Canelones -ambas con administración frenteamplista-, casi U$S 21 millones desde 2012 del dinero que anualmente recauda por las apuestas en sus salas.

Cha argumentó que el dinero correspondiente a Montevideo fue invertido en obras del realojo de la avenida Centenario, en los accesos al hipódromo de Maroñas, una obra que estaba postergada más de 60 años -dijo- y que tuvo el apoyo de todos los partidos políticos. "Hasta la aparición del diputado en la prensa parecía constituir un punto de
consenso político general, ya que sólo había comentarios de aprobación y nadie nunca había expresado discordia alguna", apuntó el funcionario.

También explicó que lo destinado para Canelones se usó en obras de mejoramiento urbano en las inmediaciones del hipódromo de Las Piedras, en el marco del plan Siete Zonas, que impulsó el gobierno por parte de los ministerios de Interior y Desarrollo Social.

"No fueron años electorales, ni hubo ningún 'reparto' de nada, los controles aplicados fueron los más rigurosos que posee toda la administración, los convenios fueron aprobados por el Poder Ejecutivo y la interpretación de la norma no fue obra y gracia del director de Casinos, lo que constituye un gran disparate",aseguró Cha.

Para Cha, decir que usó dineros públicos a su criterio es un "gran disparate" y una "falta de respeto burda a los organismos de contralor".

"Sería bueno que el diputado tome nota, se informe como corresponde y reconsidere sus palabras", retó Cha a Niffouri.

Finalmente el director de Casinos estimó que quienes informaron al diputado blanco son "malas personas" porque le dieron datos erróneos, y sugirió a Niffouri "informarse al respecto en su bancada", puesto que alguna de las cosas que el legislador cuestiona de la gestión de Casinos, surgió de leyes aprobadas por unanimidad en el Parlamento.


 

 

Fuente:www.elobservador.com.uy

 

 


 
Banner
Banner
Banner