Junta De Montevideo Aprobó Acuerdo Con Casino Hotel Carrasco

Con 29 votos a favor de un total de 31, la Junta Departamental de Montevideo aprobó el nuevo acuerdo entre la Intendencia y la concesionaria del Hotel Casino Carrasco, estableciendo un cambio en el cálculo del pago del canon que deberá realizar la empresa al municipio uruguayo. Será un parte fija y otra variable de acuerdo a las ganancias.

Asimismo la Intendencia logró que se levantara el juicio que desde el año 2008, le había entablado el Grupo Dongara que había perdido la licitación para la concesión del hotel.

Además de este acuerdo, el concesionario Carrasco Nóbile tendrá como contrapartida la realización de obras en el propio edificio del hotel y su entorno por un monto de unos US$ 4 millones en un plazo de tres años.

El director de Desarrollo Económico e Integración Regional, José Saavedra manifestó que a partir de ahora la Intendencia aplicará al concesionario un canon variable teniendo en cuenta las ganancias que tenga por desarrollar la actividad del casino y del hotel. El concesionario tendrá que pagar un canon fijo de US$ 1,5 millones anuales y una variable que depende de los porcentajes de las ganancias.

Estos cambios implican desarrollar un nuevo plan de negocios orientado a traer jugadores del extranjero para que apuesten en el casino y se queden en las instalaciones del hotel.

El funcionario destacó el amplio apoyo que tuvo este proyecto en la Junta Departamental. Los únicos dos ediles que no votaron a favor fueron Gustavo Zúñiga y Fátima Barruta, ambos de la Concertación.

Un logro importante que trajo este acuerdo para la Intendencia de Montevideo es que queda sin efecto el millonario juicio que le entablara el grupo Dongara desde el año 2008 por US$ 80 millones. Esta empresa perdió en la licitación para la concesión del hotel Carrasco y como adujo sentirse perjudicada por el resultado del proceso licitatorio había iniciado acciones contra la IM por entender que la empresa ganadora no tenía los recursos económicos necesarios para llevar adelante el proyecto.

Parte del acuerdo entre la Intendencia y Carrasco Nóbile consiste en levantar el juicio en contra del municipio. La actual concesionaria llegó a un acuerdo con Dongara para dejar sin efecto la demanda y que está relacionado con la actividad en el hipódromo de Maroñas.

Saavedra indicó que un aspecto importante es la preservación de las fuentes de trabajo que tiene el Hotel Casino
Carrasco, que se ubican en el entorno de las 400 personas.

"Otro punto importante para la Intendencia es la definición de una garantía anexa a las existentes de un aval bancario a primer requerimiento de US$ 8 millones", indicó.

Explicó que en caso de incumplimiento, la Intendencia podría afectar de manera inmediata dicha garantía que debe de tener este concesionario.

Dijo que si la empresa va por un tercer año consecutivo de balance contable negativo, "se presenta a concurso o capitaliza. Con esto quedó en evidencia que el modelo de negocio a implementar por parte de la concesionaria no es viable si no hay una reforma en el modelo de contribución hacia la Intendencia por la concesión".

Saavedra destacó que este acuerdo es importante porque se trata del mantenimiento de un edificio icónico de la ciudad con una inversión posterior a realizar, de unos US$ 4 millones más para readecuar el casino al modelo de juegos "que queremos impulsar, de jugador vip, traídos en vuelos charter y que se alojan en el hotel, en un sistema similar al operado por el casino Conrad desde hace años".

El director señaló que este tipo de apostadores cada vez que llegan a Uruguay dejan entre los US$ 200.000 a US$ 500.000 al país.

Aclaró que el modelo de tragamonedas para el hotel Carrasco no es rentable ya que este tipo de juegos tienen utilidad en los centros comerciales, donde hay mucho tráfico de gente.

Saavedra explicó que Carrasco Nóbile mantiene atrasos en el pago del canon y que en el acuerdo quedó establecido que tendrá que amortiguarlo.

En marzo de este año, la intendencia intimó a Carrasco Nóbile el pago de los montos adeudados por concepto de canon generado en el año comprendido entre el 7 de marzo de 2015 y el 7 de marzo de 2016. En ese momento el incumplimiento ascendía a la suma de $ 44,7 millones, cifra que se había incrementado por adeudos generados en el mes de enero y febrero.


 

 

Fuente:www.republica.com.uy

 

 


 
Banner
Banner
Banner