La Justicia Ordena Reabrir Casinos De Mendoza

La Justicia de Mendoza hizo lugar a una cautelar presentada por la Unión Personal de Juegos y Casinos (UPJCN), por lo que obligaría al Gobierno provincial a reabrir las salas del Casino de Mendoza en Tunuyán y Tupungato, que fueron cerradas el pasado martes como había estipulado el Instituto de Juegos y Casinos (IPJyC).

Desde el gremio celebraron la noticia que, "defiende la continuidad laboral de 100 familias, los cerca de 100 millones anuales de recaudación de nuestros casinos y las trasferencias a los planes sociales y de salud de nuestra provincia".

Por su parte, desde el IPJyC manifestaron que no fueron notificados y que se trata de una medida "en abstracto".

El sindicato había presentado 21 de abril pasado una medida cautelar en la Justicia para impedir el cierre de esas salas de Tunuyán y Tupungato.

"La Justicia resolvió favorablemente y nos dio la razón pero como las salas ya están cerradas, el Instituto de Juegos y Casinos está obligado a reabrirlas", manifestó Martín Caín, titular de UPJCN.

"Pedimos al Sr. Gobernador Lic. Alfredo Cornejo que nos reciba a fin de plantearle personalmente nuestras razones del por que es imprescindible mantener nuestras salas en funcionamiento. Esperamos este gran gesto de su parte. No podemos dejar librado el juego en el Valle de Uco a los empresarios privados o al juego Clandestino. Pero lo primordial es que no podemos seguir sufriendo familias en la calle o el desfinanciamiento de nuestra Institución en detrimento del Estado", indicó la UPJCN en un comunicado.

Por su parte, Josefina Canale, presidenta del IPJyC anifestó que no fueron notificados de la cautelar pero en caso de que el martes se haga efectiva la notificación, es una medida "en
abstracto" porque las salas ya están cerradas y están siendo desmanteladas.

Caín detalló que el gobierno no puede desconocer a la Justicia y que el Casino tendría que reabrir hoy mismo. "Las salas están operables, el incumplimiento de una orden judicial es un delito penal", agregó el sindicalista.

Además, Caín detalló que esas salas recaudan más de 100 millones al año y que el 35% se destina a planes sociales. "Se perdería ese dinero porque el gobierno no tiene plan estratégico, está dejando que el casino privado se quede con todo", explicó.

El contrato con los operadores de las salas vencía el lunes 26 de abril, por lo que funcionaron ese día y hasta las 4 de la mañana del martes. No se renovó la relación con los prestadores del servicio, ni con los propietarios del edificio, por lo que Canale insistió en que hasta que no reciban la comunicación de la Justicia, no sabrán como "implementar el no cierre si ya está cerrado".

"Desde que se cerró el casino empezó el desmantelamiento, ya no tenemos más muebles y las máquinas no son del Gobierno, pertenecen a prestadores que tienen otros casinos y yo estimo que las querrán ubicar en otras locaciones", agregó la funcionaria.

"Nuestra decisión de cierre se hizo efectiva el martes en la madrugada sin orden contraria de la Justicia -hasta ese momento- no se como se podría deshacer eso", finalizó Canale.


 

 

Fuente:www.mdzol.com y www.elsol.com.ar

 

 


 
Banner
Banner
Banner