Quedaron En Libertad Detenidos Por El Robo A Casino Mendocino

Quedaron en libertad las seis personas que se encontraban detenidas por el millonario robo al casino de Tupungato en Mendoza, cuando la investigación inicial ingresó en su etapa final y tras pagar una fianza de $ 150.000. El viernes pasado se cumplió la prórroga que el juez de Instrucción Oscar Balmes había impuesto en el expediente.

A raiz de esto se realizó una audiencia donde se definió la situación procesal de los seis imputados por peculado, quienes ya habían solicitado la excarcelación.

El magistrado decidió otorgarles la libertad previo pago de una fianza de 150.000 pesos a cinco de los seis acusados -uno de los cuales, el tesorero de la entidad, estaba en prisión domiciliaria por motivos familiares-. La decisión se basó en que el mínimo de la escala penal para ese tipo de delitos es de 2 años, por lo que los acusados podrían acceder a una pena condicional en caso de ser hallado culpables en un futuro juicio.

Con respecto al sospechoso restante, un empleado de la empresa Betec que colaboraba en el recuento de fichas, el juez dictó la falta de mérito y quedó desligado de la investigación penal, según detallaron fuentes vinculadas al caso.

En la audiencia también surgió un dato importante. La defensa del policía que está vinculado, quien cumplía servicios extraordinarios en la sucursal al momento del hecho, apuntó contra el jefe del Casino de Mendoza de
Tupungato, Alejandro Grillo, quien ahora es probable que también sea indagado.

La Policía Científica aún debe dar a conocer sus concluciones sobre las huellas dactilares que se encontraron en la escena del hecho y el análisis de las cámaras de seguridad del lugar, pese a que dejaron de funcionar ya que fueron desconectadas durante el robo.

El millonario hurto tuvo lugar entre las 4 y las 10 del 29 de marzo pasadp, cuando el establecimiento cerró sus puertas al público. El contador llegó a las 9.45, antes de reabrir la atención a los jugadores, y notó el faltante de dinero de la recaudación, 3.002.800 de pesos. Días después, el casino cerró definitivamente sus puertas como estaba previsto por disposición del ente regulador de juego provincial.

Un policía y personal de seguridad privada vigilaban la única puerta de acceso, por lo que se sospechó de los empleados. Fueron detenidos e imputados el tesorero de la sucursal, dos administrativos, dos guardias de seguridad privada y un policía que cumplía servicios extraordinarios en el recinto.


 

 

Fuente:www.diariouno.com.ar

 

 


 

Escribir un comentario

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.
La publicación de los mensajes se dará luego de ser verificados por un moderador.


Banner
Banner
Banner