En la última sesión de 2017, el Concejo Municipal decidió elevar la tasa del Drei (Derecho de Registro e Inspección) que tributa Casino Santa Fe del 6,3% al 9%. Desde la empresa aseguraron que es un incremento “desproporcionado”, y adelantaron que deberán cerrar unidades de negocios por el fuerte incremento de los costos.

El reclamo es que desde el Concejo votaron un incremento del DReI, y desde la empresa nos comunican que no van a poder enfrentar este costo y que se van a ver obligados a despedir a 100 personas, de diferentes áreas, gastronómicos, juegos” dijo Luis Tallarico, delegado del personal del Casino de UTHGRA (Unión de trabajadores de Turismo, Hoteleros, Gastronómicos de la República Argentina). “Venimos a manifestarnos para que se revea esta situación, el intendente, el Concejo, para que esta gente no pierda el trabajo”.

“De prosperar esta medida se comprometen unos 400 puestos de trabajo en la ciudad, por la suspensión de inversiones y eventos. Y en lo inmediato, desde el Casino nos informaron que se ven obligados a adelantar vacaciones y despedir unos 100 empleados. Estamos muy preocupados”, advirtió Ariel Faccione, secretario gremial a nivel nacional de Aleara.

El conflicto que atraviesa Casino Santa Fe generó un hecho inédito: por primera vez en diez años, este jueves el Casino estuvo cerrado en el puerto.

“El que podría rever esta situación es el intendente o abrir un canal de diálogo con el Concejo, con los que puedan modificar este problema para que no se lleven adelante los despidos, que es lo que nos preocupa a nosotros, hay muchos puestos de trabajo en riesgo”, puntualizó Tallarico.

Cabe recordar que el aumento del DReI fue aprobado por iniciativa del concejo, medida especialmente impulsada por José Cesoni junto a Emilio Jatón, y que afectaría casi la totalidad de las utilidades que tiene el Casino dejando la operación sin rentabilidad.

El intendente José Corral, consultado por el portal Sin Mordaza, aclaró que “no va a vetar la ordenanza porque es una decisión del concejo, cuando veté lo aprobado sobre la terminal el concejo ratificó su postura. Por lo tanto, el que tiene la decisión es el concejo, el que puede cambiar esta medida es el concejo porque la decisión está tomada desde el cuerpo legislativo y tiene la mayoría para imponer las medidas, como hizo con la terminal de ómnibus”.

Por su parte, Ariel Fassione, tras la reunión con la secretaria de gobierno de la ciudad, manifestó “nos vamos con cierto optimismo, nos ha transmitido la preocupación de los concejales, fundamentalmente del intendente que no quiere que se generen estos despidos. Se va a armar una mesa de diálogo que encuentre algún consenso entre todos y podamos estar tranquilos con nuestra continuidad laboral”.

Frente a la pregunta de si hay posibilidad de que se dé marcha atrás con la medida, el gremialista afirmó “es el tema que hablamos, sí se puede modificar, si dos partes se ponen de acuerdo prima el sentido común. Han tomado decisiones sin mucho conocimiento, nos han reconocido algunas cosas, creo que estamos a tiempo de llevar optimismo a los compañeros que están muy preocupados. Pareciera que el juego y los Casinos es el mal de la Argentina y tiene que resolver los problemas del país y no es así, siempre se afecta a los empleo, el eslabón más finito es el trabajador”.

Marcelo Creado, director Corporativo y Apoderado de Casino Santa Fe, dijo en declaraciones al diario El Litoral que “este incremento -evidentemente desmedido y fuera de toda lógica económica- es el sexto cambio impositivo sufrido desde nuestro inicio de actividades, y cuya sumatoria ha distorsionado sensiblemente la ecuación económica del negocio inicial, llegando con el ahora cuestionado a un nivel insostenible”.