Son más de 30 efectivos, todos dependientes de la Policía de la Provincia de Buenos Aires, lo que se sienten damnificados por la demora en la efectivización de sus haberes.

El problema estaría afectando a todas las salas de juego del territorio provincial, segun indica el diario La Voz.

No son horas cores ni de servicio regular, sino adicionales, como los que habitualmente se utilizan para la cobertura de los espectáculos deportivos.

Los casinos cuentan con personal policial (seguridad) y bomberos (contra incendios) las 24 horas. Los primeros cubren guardias de 4 o 6 horas cada uno, mientras que los segundos trabajan 12 horas.

Al parecer, el Estado provincial les abonó los adicionales de correspondientes a marzo en abril, y ahora se les debe el dinero correspondiente a sus prestaciones de abril, mayo, junio y lo que va del mes en curso.

Una fuente señaló que "el malestar está, un día no vamos a venir ninguno y el casino no puede abrir". Además aclararon que "cuando te pagan, te pagan un mes, no los tres meses juntos".

Por cada hora adicional hoy el Estado provincial paga 121.50 pesos, y de los 35 efectivos que se desempeñan en el Casino local, 13 son bomberos.

Este problema tuvo un antecedente menor el año pasado, pero lograron solucionarlo en breve. Ahora son 3 meses los que se les adeuda. "Llamamos al Ministerio de Seguridad y nos dice que Loterías no les pagó, y en Loterías nos dicen que sí depositaron", se quejaron.