Gremio Denunció Nombramientos Del IPLyC Por "Favores Políticos"

La designación de cinco autoridades jerárquicas y la demora en el pase a planta permanente de alrededor de 600 trabajadores motivó que los sindicatos que nuclean a los trabajadores del Casino Central de Mar del Plata realicen una presentación judicial y evalúen medidas de fuerza a pesar de estar en conciliación obligatoria.

El presidente de la Asociación de Empleados de Casinos Nacionales, Daniel Méndez y el secretario general Asociación Empleados Administración Maestranza de Casinos (AMS), Roberto Páez, denunciaron "un atropello a los trabajadores".

Los gremialistas denunciaron que a pocos días del cambio de gobierno, el presidente del Instituto Provincial de Lotería y Casinos (IPLyC), Matías Lanusse, había designado cinco personas en reemplazo de cinco jefes del casino que tienen muchos años de antiguedad.

"Tratamos de comunicarnos con los funcionarios pero no tuvimos respuestas", explicó Páez y anunció que harán una presentación judicial para pedir que los nombramientos queden sin efecto.

"Claramente es un atropello a los compañeros de la rama juego como a los de administración y lo estamos denunciando desde agosto cuando luego de las primarias, el gobierno empezó a hacer movimientos para tratar de de jerarquizar a trabajadores afines a Cambiemos", afirmó.

Recordó que "las dos organizaciones gremiales presentamos un pedido para que no se tome el empleo público como electoralista y nos encontramos con esta realidad: el gobierno desconoció los acuerdos".

El sindicalista dijo en declaraciones radiales que el titular del IPLyC "actuó de manera arbitraria".

Páez recordó que estos nombramientos "comenzaron después de las elecciones primarias".

"Procedieron a designar a funcionarios en cargos jerárquicos para devolver favores políticos", sostuvo. "Faltan
pocos días para que se vayan y en medio de la transición siguen nombrando gente", aseguró.

Otro de los reclamos que reiteraron los sindicatos fue el pedido de pase a planta permanente de 600 trabajadores que "fue acordado en paritarias en abril del año pasado y el gobierno no cumplió".

"Seguimos teniendo una gran cantidad de compañeros precarizados. Hicimos todo lo que estaba al alcance para que se regularice la situación", señaló Páez.

Por su parte Méndez destacó que los pedidos de pase a planta "la gobernadora los tiene en su escritorio hace dos meses. Fue un acuerdo paritario y hace más de un año y medio que lo esperamos y la gobernadora dijo que los pases no van a salir porque lo consensuó con el gobernador entrante", remarcó.

Respecto a la decisión de tomar medidas de fuerza, Méndez aseguró que "se va a decidir con las bases" y advirtió que es una medida que "no se descarta más allá de que estamos en conciliación obligatoria hasta el 9".

"Lamentablemente la situación no mejoró nada", reconoció pese a que anteriormente habían destacado avances en las negociaciones. "En forma despectiva, Vidal anunció que no va a pasar a planta permanente a ningún compañero contratado", aseguró el dirigente.

Asimismo los sindicalistas cuestionaron el estado edilicio de los casinos bonaerenses. "El único en el que se está realizando alguna inversión es el Central de Mar del Plata. En el resto no se hizo nada. Están muy deteriorados", concluyeron.


 

 

Fuente:www.lacapitalmdp.com y www.0223.com.ar

 

 


 
Banner
Banner
Banner