Vicepresidenta De Ente Regulador Se Niega A Renunciar

El Ente Regulador de los Juegos de Azar de Salta (Enreja) sigue sin tener un responsable nombrado oficialmente por el Gobierno que asumió el 10 de diciembre. Solo la vicepresidenta Silvina Cainelli, pese al cambio de administración, se niega a poner a disposición su renuncia.

Adrián Amen, del gremio Asociación del Personal de los Organismos de Control (APOC), denunció que las anteriores autoridades en funciones firmaron el 5 de noviembre pasado, una resolución que está plagada de irregularidades.

"El directorio saliente de Enreja, antes dejar sus funciones, emite una resolución donde modifica los cuadros de cargos, las funciones, el organigrama y la grilla salarial de los trabajadores. Esa resolución no fue notificada a los trabajadores, que son los principales interesados de lo que se resolvió y se publica en el Boletín Oficial en forma parcial, no publican los anexos de la estructuras de cargo ni la grilla para que podamos defender los derechos", expresó el representante del gremio al periódico El Tribuno.

Antes de la renuncia de Sergio Mendoza, expresidente de Enreja, se confirmaron designaciones y nombramientos "irregulares" de la gestión saliente de Enreja.

"Nosotros veníamos insistiendo hace rato en la necesidad de una carrera administrativa, de que la grilla salarial sea más equitativa y justa para corregir asimetrías. En secreto hicieron esto para dejar acomodados a todos los que acompañaron la gestión de 12 años del directorio y le crearon perfiles de cargo en el manual a la medida de las personas que dejaron. Todo completamente irregular", expresó Amen.

Desde APOC están planteando la nulidad de ese acto administrativo. El referente sindical calificó como "una injusticia, un mamarracho" la resolución, sobre todo porque se hace sabiendo que ya estaba asumiendo un nuevo gobierno después de 12 años de gestión. Además, porque asegura que perjudica a muchos trabajadores y favorece a
los más allegados del presidente que se fue.

"Hicieron un blindaje y dejaron toda la gente acomodada para que el nuevo directorio que va a nombrar el actual gobernador no pueda tener margen para traer personas de su confianza. Le va a costar mucho tiempo poder armar una nueva estructura y desarmar lo mal que se hizo. Otra cosa importante es que hay estamentos que deberían ser de planta política y fueron nombrados en planta permanente", dijo.

El referente sindical contó que cuando asumió Sergio Mendoza, hace 12 años, trajo asesores de su confianza y les rescindió el contrato a los que estaban porque eran de planta política. "Ahora él hace todo lo contrario, lo dejan en planta permanente, en los mejores cargos, y no les va a dar posibilidad a los directores que nombre el gobernador para que arme su equipo de trabajo", dijo. Es por eso que desde el gremio están planteando la nulidad de la resolución del directorio de Enreja y porque -aseguran- tiene irregularidades y defectos graves en la publicación.

Amén afirmó que en la actualidad no hay un directorio que pueda resolver esa nulidad, solo queda la vicepresidenta Silvina Cainelli, "que dice que presentó la renuncia, pero todavía no se la encuentra por ningún lado", agregó.

"Lo que estamos pidiendo desde el gremio es que esa resolución quede nula y cuando asuma el nuevo directorio, le dé tratamiento y se haga nuevamente un organigrama, una estructura de cargos, una grilla consensuada y equitativa para todos los trabajadores y se erradiquen esas injusticias que se vienen cometiendo durante mucho tiempo", finalizó Adrián Amen.


 

 

Fuente:www.eltribuno.com

 

 


 
Banner
Banner
Banner