Debate Sobre Las Oportunidades Para El Sector En La Post Pandemia

La segunda Webvinar realizada recientemente por Luis Gama y Javier Balbuena, exreguladores de Uruguay y Paraguay respectivamente, contó con la participación de numerosos referentes de la industria provenientes de diferentes países. Los especialistas analizaron las oportunidades que se presentan para el sector luego de la pandemia y cómo las "dificultades pueden acarrear grandes oportunidades" en el marco de una "realidad del juego en cada país muy distinta dependiendo del grado de avance en el desarrollo y las distintas modalidades de juego".

Ambos profesionales estuvieron al frente de los entes reguladores por varios años y tuvieron cargos ejecutivos en la Corporación Iberoamericana de Loterías y Apuestas de Estado (CIBELAE).

El tema abordado durante el encuentro online del pasado viernes fue el "Posicionamiento y oportunidades después de la Pandemia".

Sobre el posicionamiento de las distintas organizaciones de la región, Gama planteó que "las grandes dificultades pueden acarrear grandes oportunidades y que la realidad del juego en cada país es muy distinta dependiendo del grado de avance en el desarrollo y las distintas modalidades de juego". Destacó que mientras en Brasil por ejemplo, un diputado de Río Grande do Sul propone legalizar los juegos de azar (jogo do bicho, videolotería o bingos) "como forma de dar un empuje a la economía, el Presidente de la Cámara de Diputados solicita debatir cuánto antes la regulación del juego online o el Ministro de Turismo promueve la realización de Complejos Turísticos integrados con Casinos; en Colombia ya aprobaron la reglamentación para la operación de Casinos en vivo en la modalidad de juegos por internet, ampliando así la oferta de juego en dicho país".

Mencionó como ejemplo estos dos países para graficar la situación, "porque mientras en uno da la impresión que no hay un convencimiento pleno del camino que se debe transitar, en otro hay directivas claras de hacia donde se quiere ir, en qué dirección y a qué velocidad".

También se mencionaron otros ejemplos como el de Chile donde los operadores demandan la regulación del juego online, o Panamá que luego de un recorrido impulsado por la Administración anterior, recientemente aprobó la normativa para la apertura de dicha modalidad de juego.

Según expresiones de Miguel Angel Ochoa, presidente de AIEJA (Asociación de Permisionarios Operadores y Proveedores de la Industria del Entretenimiento y Juegos de Apuesta), se estima que en México llevará dos años llegar a los niveles de apuestas del año 2019.

Al respecto del mismo tema, Balbuena abordó la cuestión desde otra perspectiva, recalcando que la actividad de los juegos de azar es una actividad regulada por el Estado y el posicionamiento depende de la proactividad regulatoria del mismo; "pues en estas circunstancias se requiere que los organismos reguladores que se encuentran aletargados entiendan que los tiempos han cambiado y que deben abrir sus puertas para que en forma conjunta con el sector privado se pueda plantear acciones que eviten que el posicionamiento sea con el esfuerzo único del sector privado".

El profesional paraguayo recalcó que la búsqueda por el posicionamiento Pos Covid-19 a su criterio tiene tres caminos a seguir: "caer, mantenerse o subir; y en cada una de esas opciones el Estado tiene un rol muy importante; pues es trascendente decirlo pero en países o jurisdicciones donde los órganos reguladores no se notificaron de su rol ante la Pandemia, lamentablemente la mayorías de los emprendimientos de juegos de azar no tendrán otra alternativa que caer e inclusive en algunos casos tendrán como única opción la entrega de sus licencias de juegos de azar; mejor suerte tendrán los emprendimientos de juegos de azar cuyos organismos reguladores hayan concebido en tiempo las verdaderas necesidades del sector en tiempos de Pandemia y hayan abierto las puertas a nuevas formas de juegos o a nuevos formatos de comercialización de los mismos".

Al respecto, siguió mencionando que en su país la Comisión Nacional de Juegos de Azar (Conajzar)," con buen tino otorgó licencias para la explotación de juegos de casino online a los que operan casinos físicos y posteriormente a otras empresas del sector, posibilitando de alguna manera que algunas empresas puedan reinventarse en esta época tan difícil".

Sin embargo, expresó que ante las circunstancias vividas en algunos países resulta" ilógico exigir el cierre de locales a los casinos y las salas de juegos de azar mientras al mismo tiempo existen nuevas evidencias de la aparición de distintas modalidades de juegos clandestinos y no autorizados que en nada benefician a los Estados y que perjudican enormemente al rubro".

El ejemplo claro, precisó, "son las páginas web de casinos online que sin ninguna regulación ingresan a los diferentes países exportando recursos que deberían ser atraídos por empresas locales", mencionó en este sentido, la experiencia
que tuvo Luis Gama en su gestión consiguiendo el bloqueo de miles de páginas, lo cual consideró que debe ser imitado por otros países.

Al respecto, Gama enfatizó que "hay una necesidad urgente de avanzar rápidamente en mejorar y ampliar la oferta, disponiendo de las distintas modalidades de juego que hoy se están incorporando en las distintas Jurisdicciones, aprovechando así las oportunidades que se pueden presentar".

Los especialistas coincidieron en que la crisis está golpeando muy fuerte a la Región, estimando que el desempleo en América Latina y el Caribe llegará al 11.5% y que los índices de pobreza crecerán considerablemente, de acuerdo a un informe presentado en conjunto entre la CEPAL y la OIT. El 34,7% estará en el nivel de pobreza y el 13% en pobreza extrema.

Ante esta nueva realidad, según se evaluó durante la conferencia online, los distintos Estados necesitan adoptar medidas a corto y mediano plazo para reactivar rápidamente la economía y obtener recursos para atender fundamentalmente a aquellos sectores de la Sociedad que sufrieron más los efectos de la pandemia.

Este nuevo escenario implica que "debe haber un mayor involucramiento de los distintos actores que componen a la industria y es una gran oportunidad para mostrar claramente los objetivos que se persiguen y de difundir los destinos de los recursos que se generan y lo importante que son estos recursos para gran parte de nuestros compatriotas".

En otro punto, se consideró que "llegó el momento de que el Estado y los distintos actores privados cierren filas en pos de defender a la industria y entre todos aportar para -entre otras cosas- defender el juego legal y seguir generando mayores recursos planteando una mejor y mayor oferta, también como forma de debilitar al juego instalado de manera ilegal que tanto daño le está haciendo a nuestros países. Hay que asumir un mayor compromiso y ser creativos a la hora de plantear salidas a esta situación. Es hora de comenzar ese diálogo para salir fortalecidos de una situación que tanto nos ha debilitado. Diálogo a nivel interno para definir objetivos y caminos a transitar, teniendo claro que el éxito de uno es el éxito de todos y tomando en cuenta el interés colectivo y no el individual".

En esta etapa, señalaron, la comunicación es clave no como forma de incentivar el juego sino como instrumento para llegar a la ciudadanía explicando el papel que juega la industria y los fines sociales que ella persigue.

"El Estado debe ser parte importante de la solución acompañado por todos los que son parte de la actividad, que pueden y deben jugar un papel fundamental. Convocar a todos los que componen la cadena buscando una salida consensuada es más que necesaria. A algunos les costará un poco más que a otros y por esto no hay que perder de vista a aquellos que pueden quedar un poco más postergados a la hora del reinicio de las actividades".

Los exreguladores destacaron que "siempre abogamos porque en algún momento los distintos Gobiernos desarrollen una Política de Estado referida a la industria. Aún no hemos renunciado a pensar que en algún momento pueda concretarse".

Ambos panelistas coincidieron que los Estados deben enfocarse en seguir regulando nuevas modalidades de juegos, en seguir luchando contra el juego clandestino y resolver adecuadamente la explotación del juego online dentro de una estrategia global que pasa no solo por el otorgamiento de licencias sino también procediendo al bloqueo de aquellos sitios web que presten servicios de juegos de azar o apuestas online no autorizados, así como no autorizando a aquellos emisores de pagos electrónicos a realizar transacciones que impliquen la utilización de dichos instrumentos para efectuar pagos asociados los juegos y apuestas, y disponer el cese de todo tipo de publicidad de las actividades de juego no autorizadas en el país, entre otras medidas.

El conferencista uruguayo destacó que estas medidas fueron llevadas adelante cuando estaba al frente de la Unidad Reguladora de su país y que los resultados obtenidos fueron más que exitosos.

Las charlas semanales seguirán los días viernes a las 17 horas de Paraguay y 18 horas de Uruguay y desde esta semana se ampliará con la participación de referentes del sector público y privado de diferentes países que coadyuvaban en la tarea de analizar y proponer nuestras estrategias para el rubro.


 

 


 
Banner
Banner
Banner