Las Slots Municipales En Montevideo Dejan Menos Ganancias Que Las Arrendadas

Las máquinas tragamonedas propiedad de la Intendencia Municipal de Montevideo (IMM) solo dejan un tercio de las ganancias que percibe la comuna por los slots arrendados. A juicio del gerente de los casinos municipales, Hugo Gandoglia, eso no responde a un problema de gestión, sino de retraso tecnológico. Se trata de equipos del año 2003 que compiten contra modelos de 2010, mucho más atractivos y funcionales, que la comuna prevé comprar para 2013 y así aumentar los ingresos por juegos de azar.

 

 

Pero que el apostador no se ilusione. Gandoglia explicó que no significa que por usar las máquinas viejas conseguirá más fácilmente el jackpot. Al contrario, la devolución es la misma, puesto que el rango lo fija la casa. La diferencia radica en el volumen de juego. "El usuario va prefiriendo nuevos modelos, juegos mucho más actualizados. Cada vez se parecen más a series de televisión. Y las otras, muchísimo más viejas, tienen juegos más tradicionales que a los actuales usuarios no les resultan tan atractivos", dijo Gandoglia.  

El Casino Parque Hotel cuenta actualmente con 325 slots. De estos, solo 83 son de la IMM. A inicios de 2011, la cifra era de 91. Esas ocho máquinas fueron retiradas de sala ante la imposibilidad de ser reparadas. "No se conseguían repuestos", explicó el gerente de casinos municipales. De aquellas 325 máquinas alquiladas, 150 corresponden al arrendamiento de urgencia que se realizó en 2010 tras una importante incautación de slots por parte de la Dirección Nacional de Aduanas por no haber cumplido con el requisito legal de importación. 

El contrato de éstas y de otras arrendadas en el año 2003 vence el próximo año (en tres tandas: febrero, abril y mayo) por lo que la IMM aspira a abandonar este sistema. La licitación será abierta en el corto plazo con el propósito de lograr una "casi total renovación". Se comprará un máximo de 300 slots.  

El plan de la comuna es contar para 2013 con un nuevo sistema de gestión del Parque Hotel con 350 slots y seis paños de juego como máximo, con una dotación de personal de 130 funcionarios. El Hotel Casino Carrasco, por su parte, tendrá a partir de su inauguración el mes que viene, 407 slots y 23 paños.  

La importancia dada a los slots es que, en comparación con los juegos de paño, son lo que hacen que gane la casa. Entre 2010 y 2011, los slots registraron una suba de $ 20
millones en sus dividendos ($ 221 millones en total en 2011), pero la ruleta, el punto y banca y el blackjack perdieron $ 4 millones ($ 64 millones en total).  

Los slots están arrendados bajo un régimen de 60% de ganancia para el dueño y 40% para la IMM.

Historias de pérdidas

En 2007, la IMM contaba con dos salas de juego: Parque Hotel y Carrasco. Oceanía había sido cerrada en 2006. Ese año los ingresos fueron de casi $ 378 millones, pero los egresos fueron de $ 396 millones. Las pérdidas fueron menores en 2008 ($ 12 millones) pero dieron un salto en 2009: casi $ 40 millones. Ese año cerró la sala Carrasco. A partir de 2010, con solo una sala en funcionamiento, la IMM tuvo dos años más de números en rojo: $ 21 millones en 2010, y $ 12 millones en 2011.  

En 2011, el 86% de los gastos de funcionamiento de los Casinos Municipales correspondió al pago de arrendamientos de las máquinas tragamonedas y los servicios del sistema informático y de expedición de tiques. Por el primer concepto, la IMM paga más de $ 80 millones anuales. "Tenemos ahí claramente un talón de Aquiles de la gestión; rompe los ojos", afirmó Gandoglia, en una comparecencia en la Comisión de Presupuesto integrada con Hacienda y Cuentas de la Junta Departamental de Montevideo.    

La ejecución presupuestal de Casinos absorbió casi la mitad (47,5%) del dinero destinado para todo el departamento de Desarrollo Económico e Integración Regional en 2011 del que dependen también el Mercado Modelo, Mercado Agrícola, Turismo, entre otras oficinas. Solo en retribuciones personales, la comuna pagó $ 194 millones y gastó otros $ 103 millones en funcionamiento. En comparación, la inversión fue mínima: solo $ 231.804.

 

 


 

 

Fuente:www.elobservador.com.uy

 

 


 

Escribir un comentario

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.
La publicación de los mensajes se dará luego de ser verificados por un moderador.


Banner
Banner
Banner