Coljuegos Avanza Con La Conexión Online De Máquinas De Juego

Con la participación de representantes de los gremios y operadores de la industria de juegos de suerte y azar, el ente regulador colombiano Coljuegos, adelantó las definiciones relacionadas con la implementación del proyecto de conexión online de las tragamonedas autorizadas en el país.

Esa jornada del pasado miércoles se suma a otras 48 reuniones que, desde el 2012 Coljuegos sostuvo con operadores autorizados, gremios, fabricantes y proveedores del sistema de conexión en línea. El proyecto de acto administrativo se encuentra publicado para comentarios en la página web del organismo.

La conexión y reporte de información online de estos elementos de juego está contemplada por la normatividad colombiana en el año 2008 ratificó este mandato en 2010.

"La conexión en línea de máquinas tragamonedas mejora los estándares de operación de la industria del juego en el país; pues le permite al Estado tener una información más confiable para la vigilancia de los operadores de juegos de suerte y azar. Esto, sumado a una estricta fiscalización de los contratos de concesión apunta a aumentar la transparencia del sector", afirmó Cristina Arango, presidente de Coljuegos.

Países como Argentina, Perú y Chile tienen implementados sistemas similares desde hace varios años, con lo cual garantizan mejores prácticas en la operación de las máquinas tragamonedas, a la vez que aseguran la recolección de datos confiables para fortalecer el control y la recaudación de los tributos de los juegos de suerte y azar. Colombia es el único país de la región que, teniendo un mercado legal de máquinas tragamonedas, aún no las tiene conectadas y reportando online, comentaron desde Coljuegos.

Durante más de un año Coljuegos trabajó en la preparación del sector de juegos de suerte y azar para la introducción de la conexión en línea de máquinas tragamonedas; estudiando las experiencias de los reguladores de otros países y manteniendo escenarios de socialización con gremios, operadores, fabricantes de máquinas tragamonedas; así como con proveedores de las soluciones tecnológicas que permitirán que los operadores implementen el sistema en sus locales de juego.

La conexión contempla que todas las máquinas tragamonedas de un operador deben estar conectadas a un servidor central en sus instalaciones, el cual hace parte del
Sistema de Control en Línea cuyas especificaciones fueron publicadas por Coljuegos el año pasado. Diariamente, este servidor reportará online la actividad del conjunto de máquinas que se encuentran conectadas, lo cual le permitirá a Coljuegos monitorear información día a día sobre las apuestas y demás movimientos registrados en cada máquina.

Los operadores que actualmente están autorizados por Coljuegos para operar máquinas electrónicas tragamonedas tendrán la posibilidad conectar sus máquinas de manera gradual, ya que el organismo permitirá que la conexión se haga de manera progresiva hasta completar el 100% en un plazo determinado; otorgándole así a los operadores una ventana de tiempo para el cumplimiento de esta obligación. Pasado este plazo, como lo indica la ley, las tragamonedas que no se encuentren conectadas se presumen como ilegales, por lo que serán objeto de un proceso de control de ilegalidad que contempla el retiro, decomiso y destrucción de los elementos de juego.

De otra parte, las empresas que por primera vez soliciten un contrato con Coljuegos, deberán iniciar su operación con el 100% de sus máquinas electrónicas tragamonedas conectadas online.

En Colombia existen 382 operadores de juegos de suerte y azar localizados, principalmente casinos, la mayoría de los cuales operan máquinas tragamonedas. El año pasado, los juegos localizados produjeron $170 mil millones en recursos para la salud pública.

Los casinos operan 77.500 máquinas tragamonedas, que se encuentran en cerca de 2.700 establecimientos autorizados por Coljuegos.

El parque de máquinas tragamonedas autorizadas tuvo un incremento de 16% respecto a 2012, debido especialmente a la lucha decidida del Estado contra el juego ilegal; que se materializa principalmente en slots que operan sin autorización y sin pagar derechos de explotación para la salud. En este frente, Coljuegos retiró del mercado más de 3.000 máquinas tragamonedas ilegales.


 

 


 
Banner
Banner
Banner