Pennsylvania Se Encamina Hacia Casinos Libres De Humo

En una reunión realizada por ejecutivos de la industria del casino y expertos en la materia en el 18º Congreso Anual del Juego de la Costa Este, celebrada en Atlantic City, se tocaron temas como la expansión de la industria y la competencia del mercado, pero no hicieron referencia a uno de las cuestiones más problemáticas que deben hacer frente los empresarios: las salas libres de humo. Para algunos críticos, los casinos deberían poner en el tapete de la discusión sobre este tema ya que es por demás importante para la salud de clientes y trabajadores.

Según un informe de las autoridades de Salud de los Estados Unidos, los problemas de los fumadores pasivos en los casinos de EEUU, es una causa que, siendo atacada, evitaría los altísimos aumentos en los costos de salud provocado por las enfermedades crónicas producidas por el humo del tabaco. En el informe, se destaca que los efectos nocivos del tabaco comienzan a crear problemas luego de una exposición de 30 minutos en ambientes de fumadores y que no existen niveles seguros, por lo que la única forma de proteger la salud es estar en ambientes totalmente libres de humo.

Por otro lado, un reciente artículo escrito por un equipo de científicos del Centro para el Control y la Prevención de Enfermedades, encontró que los empleados de los casinos que trabajan donde se permite fumar, tienen un riesgo significativamente mayor de enfermedades coronarias, ataques al corazón y cáncer de pulmón, incluso cuando se fuma en áreas determinadas del casino o cuando se emplea la ventilación de alta tecnología. Para los críticos, con cerca de 50.000 empleados que trabajan en los casinos de Atlantic City y con otro tanto en el resto de Pennsylvania, éste se ha convertido en un problema urgente para la seguridad laboral.

Algunos empresarios creen que los efectos peligrosos para la salud de la exposición no son razón de peso suficiente para que los casinos sean ambientes libres de humo. Las empresas de casino y las autoridades estatales deben considerar las desventajas de permitir el humo de en los casinos de Pennsylvania y Nueva Jersey. Las estadísticas demuestran que la mayoría de los clientes de los casinos de Estados Unidos no fuman, al igual que 82 por ciento de la población del país.

La expansión de la industria de los casinos está se está
calentando a medida que los estados compiten por el mismo grupo de clientes. Un reciente informe de Econsult realizado para la legislatura de Pennsylvania, explica que la situación actual y futura viabilidad de los Casinos de Pennsylvania está estancada y sugiere que los salones de juego de Ohio, Maryland y Nueva York, todos los cuales tienen casinos libres de humo, están ganando en cantidad de clientes.

En la actualidad hay más de 500 casinos y otros locales de juego en los Estados Unidos libres de humo, los cuales están teniendo mucho éxito. Para los especialistas, los casinos de Pennsylvania y Nueva Jersey deberían sumarse a esta tendencia, ya que existen arquitectos, ingenieros y gerentes que se han convertido en especialistas y pueden ayudar en el proceso de transición.

Los ejecutivos, trabajadores y clientes de los estados donde los casinos son libres de humo no paran de destacar sus beneficios. Por ejemplo, el director de la recién reabierta y libre de humo Win-River Resort y Casino en Redding, California, explicó que esa fue "la mejor decisión que jamás se haya tomado en el casino, tanto desde el punto de vista de la salud, como en los negocios". Los fumadores en los establecimientos simplemente salen a la calle, como lo harían en cualquier otro lugar público en el país.

En Estados Unidos, los clientes esperan que los casinos sean espacios libres de humo, y se cree que ésta pronto será la norma común en todos los salones de juego. Los expertos indican que, cuanto más tarden los empresarios de Pennsylvania y Nueva Jersey en convertir a sus casinos en espacios libres de humo, más problemas van a tener los en cuestiones de salud. Además, es muy probable que un mayor número de clientes se trasladen a los estados vecinos, donde fumar en espacios cerrados es considerado un delito.


 

 

Fuente:www.philly.com

 

 


 
Banner
Banner
Banner