Vietnam Permitirá A Sus Ciudadanos Apostar En Los Casinos

El gobierno de Vietnam anunció que lanzó un proyecto piloto por tres años, para permitir a los ciudadanos de ese país el ingreso y las apuestas en determinados casinos aprobados, bajo ciertas circunstancias y limitaciones.

Las personas mayores de 21 años con un ingreso mensual regular de al menos 10 millones de dong (U$S 443) podrán usar los casinos, dijo el gobierno en un decreto que entrará en vigor el 15 de marzo próximo.

Para recibir la aprobación del gobierno, los casinos deben formar parte de un complejo de entretenimiento y hotel con un pital de inversión de al menos 2.000 millones de dólares, la mitad de los cuales deben haber sido desembolsado en el proyecto, y cumplir con varios otros requisitos.

Los vietnamitas son jugadores apasionados, desde juegos de cartas hasta apuestas al fútbol europeo con bookmakers clandestinos, pero el puñado de casinos que operan en el país permiten el ingreso y el juego estrictamente a los extranjeros.

Tres años después de que el primer complejo de entretenimiento se abra a los vietnamitas, el gobierno revisará el decreto y decidirá si lo mantendrá.

Un cambio en la legislación podría hacer de Vietnam una apuesta atractiva para las grandes empresas de juego como Las Vegas Sands, Genting, Nagacorp y Penn National Gaming, que ya han expresado interés en invertir en la región, si los locales les permiten participar del negocio.

La demografía de Vietnam y su ubicación, a sólo unas horas de muchas capitales asiáticas y al alcance de los ricos jugadores chinos que proporcionan la mayor parte de los ingresos por el juego, son puntos de interés para la inversión en el sector.

Hay menos de 10 casinos en operación en el país, solo para extranjeros.

Los vietnamitas que cumplan con los requisitos del plan piloto del gobierno tendrán permitido apostar por el momento en dos casinos, incluido uno que está en construcción en la isla de Phu Quoc, en la provincia sur de Kien Giang, y el otro que será construido en la Zona Económica Especial de Van Don, en la provincia norte de Quang Ninh.

Para apostar en los casinos, los vietnamitas tendrán que pagar una cuota de entrada de un millón de dongs (44,6 dólares) al día o 25 millones de dongs (casi 1.100 dólares) al mes.

No obstante, aquellos que cumplan con todos los criterios mencionados no tendrán permitido entrar a los casinos si los miembros de su familia, padres e hijos biológicos o adoptados, solicitan a los ccentros de juego que prohíban su entrada.


 

 

Fuente:www.atimes.com

 

 


 
Banner
Banner
Banner