Estado Italiano Busca Más Recaudación A Través Del Juego

El mercado del juego online en Italia es un referente en la Comunidad Europea, tanto por su estricta legislación para combatir la ilegalidad como por la contribución que proporciona a las arcas del Estado. A la espera de ingresos más altos, los nuevos gravámenes para el sector podrían finalmente recaer en los bolsillos de los jugadores.

En 2015 Italia había alcanzado un volumen de juego por 88.000 millones de euros, que fue superado con 95.000 millones en 2016. No es difícil imaginar que pronto la cifra romperáa la barrera de los 100.000 millones de euros, con un paralelo aumento de la recaudación para el erario público. La confirmación de esta cifra para el 2017, surge de la observación de todas las modalidades de juego que están viendo un sustancial incremento. Solo en apuestas deportivas en marzo se jugaron 885 millones de euros, un 55% más que en el mismo periodo del 2016. Un fuerte crecimiento se registra en el sector online, en la que Italia es considerada la segunda potencia europea, por detrás de Gran Bretaña, que posee una tradición más arraigada. Desde que se legisló en el 2011, el sector llegó por primera vez a la cifra de 1.000 millones de euros en los juegos de azar en línea, que vieron un incremento de casi 200 millones respecto al año anterior. Además hay un avance del sector del móvil (juegos a través de tablets y smartphones).

Frente a esto el estado italiano puede contar con fuertes ingresos procedentes de esta industria. De los 95.000 millones de euros, 76 fueron devueltos a los jugadores como ganancias. Los restantes 19 fueron divididos en forma casi igual entre los operadores y las autoridades fiscales, que de todos modos recaudó 10.000 millones de euros. A esto se añaden algunos impuestos, para alcanzar
un total de alrededor de 11.300 millones de euros. Es fácil entender por qué el juego tiene mucha consideración por parte del gobierno, donde a pesar de muchos reclamos, los opositores consideran que no se propuso una legislación para abordar seriamente el fenómeno de la adicción al juego. De hecho, las nuevas propuestas para el sector buscan traer una participación mayor para el Tesoro.

El nuevo programa planificado por el gobierno incluye varias innovaciones desde el punto de vista legislativo e impositivo. Una subida la sufrirá el impuesto unificado único (Preu -Prelievo Erariale Unico), que crecerá en un 19% para las denominadas máquinas New Slots, y un 6% para las videoloterías. Una rebanada consistente de la industria, alrededor del 23%. Además desde octubre, la retención de impuestos sobre las ganancias del Lotto pasará al 8%, las de otras loterías, un 12%.

En total, se espera que las nuevas disposiciones logren un aumento en los ingresos de hasta mil millones de euros en los próximos tres años. Pero los afectados serán los ganadores, un poco menos afortunados porque tendrán al Estado como un socio obligado que se llevará una mayor cantidad de dinero. Un problema tambiéen para las autoridades locales, que intentar reducir el volumen de juego imponiendo limitaciones horarias de los establecimientos.


 

 

Fuente:www.iltabloid.it

 

 


 

Escribir un comentario

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.
La publicación de los mensajes se dará luego de ser verificados por un moderador.


Banner
Banner
Banner