Facebook Fomentó Que Menores Usaran Dinero En Juegos

Facebook permitió que menores de edad gastasen grandes cantidades de dinero en juegos sin que sus padres tuviesen conocimiento, según se desprende de unos documentos judiciales revelados la semana pasada en respuesta a una demanda colectiva presentada contra la red social de Mark Zuckerberg.

La demanda se centra en cómo Facebook se dirigió a los niños en un esfuerzo por expandir los ingresos de sus juegos en línea, tales como Angry Birds, PetVille y Ninja Saga.

Los registros revelados por el centro de informes de investigación incluyen notas internas de la compañía, estrategias secretas y correos electrónicos de los empleados, Facebook habría alentado a los desarrolladores de juegos a permitir que los niños gasten dinero sin el permiso de sus padres en un esfuerzo por maximizar sus ingresos.

Las más de 135 páginas de documentos sin sellar muestran una imagen preocupante de cómo el gigante de los medios sociales realizó negocios. Así, durante años Facebook engañó a los niños y a sus padres con su dinero y luego se negó a devolverlo. En algunos casos, se gastaron cientos o incluso miles de dólares.

El caso es que los menores de edad entraban en estos juegos, sin ser conscientes que las tarjetas de crédito de sus padres estaban conectadas a sus cuentas de Facebook y que estaban gastando dinero real. Con este dinero los niños compraban ventajas para el juego.

Pero el enlace de pago no era claro ni para los jugadores ni para los padres. Los niños más pequeños no entendían el concepto, mientras que los chicos más mayores y los adolescentes, no sabían que las tarjetas de crédito de sus padres estaban vinculadas a las cuentas hasta que no empezaron a llegar las facturas por miles de dólares.

Así pues, los pequeños no sabían que estaban gastando dinero, pero los empleados de la compañía sí que tenían conocimiento de este fraude. Constan documentos y correos electrónicos en los que estos trabajadores discuten sobre el problema de las "ballenas", el nombre que se dio a los niños que gastaban mucho dinero.

Un miembro del personal, que estaba a cargo de un proyecto para aumentar los ingresos de juegos de la
compañía, alertó que la situación era especialmente grave con algunos juegos, entre ellos PetVille, Happy Aquarium Wild Ones, Barn Buddy y cualquier juego de Ninja.

Al parecer, la compañía decidió ignorar las advertencias que le hacían sus trabajadores alertando de que se estaba engañando a los niños. Internamente, Facebook describió el problema como un "fraude amistoso".

Parece ser que en un esfuerzo por solventar el problema, un equipo de Facebook elaboró un protocolo según el cual los jugadores tenían que volver a escribir algunos datos de la tarjeta antes de poder comprar los artículos del juego, para demostrar que tenían el permiso de sus padres. Pero esta solución nunca se implementó.

De hecho, la política explícita de Facebook, tal como se comunicó a los desarrolladores en una nota interna, era abordar esas quejas distribuyendo artículos virtuales gratuitos, pero no reembolsando los cargos.

La demanda, cuyos documentos se conocieron ahora, se resolvió en 2016, cuando Facebook aceptó "reembolsar las solicitudes de compras dentro de la aplicación realizadas por menores de Estados Unidos".

En un comunicado emitido el viernes, un portavoz de Facebook explicó al periódico The Guardian que "nos contactó el Centro de Informes de Investigación el año pasado, y voluntariamente revelamos documentos relacionados con un caso de 2012 sobre nuestras políticas de reembolso para compras dentro de la aplicación que los padres creen que se hicieron sus hijos menores por error".

"Trabajamos con padres y expertos para ofrecer herramientas a las familias que navegan por Facebook y la web. Como parte de ese trabajo, examinamos rutinariamente nuestras propias prácticas, y en 2016 acordamos actualizar nuestros términos y proporcionar recursos dedicados para solicitudes de reembolso relacionadas con las compras realizadas por menores en Facebook".


 

 

Fuente:www.lavanguardia.com

 

 


 

Escribir un comentario

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.
La publicación de los mensajes se dará luego de ser verificados por un moderador.


Banner
Banner
Banner