Ludópata Deberá Devolver 258 Mil Euros A Su Esposa

Un jugador deberá devolver a su esposa los 258.260 euros que se gastó en el juego, según lo dispone una sentencia de la Audiencia Provincial de Murcia, que confirmó la dictada en mayo pasado por un Juzgado de Primera Instancia de esa ciudad española.

La sentencia desestima así el recurso que el ahora apelante presentó contra la resolución judicial, que señaló que en el activo de la sociedad de gananciales debía ser incluido un crédito frente al esposo por la citada suma.

El mismo -añadía el Juzgado- correspondía "a cantidades indebidamente reintegradas, transferidas o gastadas en el juego".

La Audiencia Provincial de Murcia, que tiene como ponente al magistrado Juan Martínez, señala que el esposo pidió en su recurso que la sentencia apelada fuese sustituida por otra en la que el crédito contra él por deudas del juego se fijara solo en EUR 29.180, que era la cantidad que admitía se había gastado por la ludopatía que padece.

La sentencia que ahora se ve confirmada recogía como probado que el marido había admitido esa ludopatía y que había realizado reintegros de las cuentas bancarias debido a ese vicio, "siempre sin el consentimiento de su esposa, la cual no manejaba las cuentas corrientes ni realizaba gastos con la tarjeta".

El tribunal, al desestimar su recurso, dice que era el
apelante el que estaba obligado a demostrar que los 258.260 euros reconocidos como crédito en su contra los había destinado a satisfacer necesidades comunes de la pareja y gastos de la sociedad de gananciales, y no a los juegos de azar, lo que no ha hecho.

Comenta la Sala que existen varios indicios que juegan en su contra, como los reintegros efectuados de forma reiterada y en cortos periodos de tiempo, como se ha acreditado con los extractos aportados por dos entidades bancarias.

También hay que tener en cuenta su propio reconocimiento de la ludopatía que padece y de haber gastado dinero en los juegos de azar, junto con el hecho de que era él quien mantenía el control de las cuentas.

La Audiencia comenta que el apelante no ha conseguido demostrar con su recurso que las cantidades que se le atribuyen como gastadas en el juego y que no reconoce "hayan sido destinadas al pago de cargas y obligaciones de la sociedad de gananciales".

Finalmente, lo condena al pago de las costas generadas con su recurso.


 

 

Fuente:www.laopiniondemurcia.es

 

 


 

Escribir un comentario

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.
La publicación de los mensajes se dará luego de ser verificados por un moderador.


Banner
Banner
Banner