MGM Inicia Demanda Por Futuro Casino Tribal

El operador de casinos y hoteles estadounidense MGM Resorts presentó una demanda desafiando la aprobación federal de un acuerdo que permitiría a dos tribus de Connecticut abrir un tercer casino en ese estado.

La demanda busca revocar la aprobación del Departamento del Interior en marzo de las enmiendas a los acuerdos de juego entre el estado y las tribus Mashantucket Pequot y Mohegan, que permitirán a esas naciones originarias operar conjuntamente un casino en East Windsor, a pocos kilómetros del casino de MGM en Springfield, Massachusetts.

MGM argumenta que la aprobación viola la Ley Reguladora de los Juegos Tribales y crea un monopolio ilegal para las tribus, al evitar la competencia por los derechos de casino fuera de los territorios de esas naciones originarias.

"Las enmiendas no se limitan a un casino de East Windsor", escriben los abogados de MGM en la demanda. "Facilitan los juegos comerciales sin reserva por parte de la empresa conjunta tribal en cualquier lugar de Connecticut y los legisladores estatales han propuesto recientemente otorgar a la empresa conjunta una licencia exclusiva y sin licitación para operar un casino en Bridgeport, Connecticut. Las enmiendas confieren así a todo el estado, ventaja competitiva perpetua en la empresa conjunta".

MGM también propuso construir un casino con una inversión de U$S 600 millones en Bridgeport.

Discutido por primera vez públicamente en 2014, el casino satélite en East Windsor fue lanzado por las tribus como una forma de ayudar a proteger los trabajos en sus existentes Mohegan Sun y Foxwoods Resort Casino en el sureste de Connecticut.

"MGM busca litigios porque eso es lo que hace MGM", dijo Andrew Doba, portavoz de la joint venture East Windsor,
llamada Tribal Winds. "La elección de los formuladores de políticas de Connecticut no puede ser más clara. Podemos dejar que una compañía de Las Vegas que no genera ni un centavo de ingresos para el estado nos empuje o podemos mantenernos firmes con las tribus y una industria que ha generado más de U$S 8 mil millones en ingresos fiscales y actualmente emplea a 18.000 personas".

Los pactos del estado con las tribus les otorgan derechos exclusivos sobre ciertas formas de juego a cambio del 25% de los ingresos de las tragamonedas. Eso ascendió a U$S 255,2 millones para el año fiscal que terminó en junio y disminuyo constantemente desde 2007, cuando el estado recibió U$S 430,5 millones.

Los líderes tribales dijeron a principios de este año que ya habían gastado alrededor de U$S 14 millones en el proyecto Tribal Winds de U$S 300 millones. El sitio fue comprado y autorizado; se obtuvieron la mayoría de las aprobaciones estatales y locales; y se llegó a un acuerdo laboral con los sindicatos de la construcción, dijeron.

El gobernador Ned Lamont dijo ayer que está abierto a discusiones que crearían una "resolución de juego global que evitará años y años de litigios complejos".

"La industria del juego en Connecticut representa una porción significativa de nuestra economía y, como lo han demostrado otros estados, hay espacio para crecer", dijo. "Siempre tuve la intención de desarrollar una plataforma integral de juegos que no solo fortaleciera la industria de los juegos de Connecticut, sino que la protegiera de los litigios".


 

 

Fuente:news.yahoo.com

 

 


 
Banner
Banner
Banner