Caesars Retiró Su Interés Por Un Casino En Japón

La empresa estadounidense Caesars Entertainment Corp. informó que no se postulará para obtener una licencia para un casino en Japón y se centrará en su plan de negocios actual, incluida una fusión con Eldorado Resorts Inc. que se cerrará el próximo año.

Caesars tomó la decisión por sensibilidad hacia el gobierno japonés y sus socios comerciales, que deben tomar decisiones este año para avanzar en el proceso del futuro casino en ese país asiático, según dijo el presidente ejecutivo Tony Rodio en un comunicado.

Los grandes operadores de casinos de todo el mundo mantienen su aspiración a abrir resorts integrados en Japón, que se estima tiene el potencial de convertirse en el segundo mercado de juego más grande de Asia después de Macao, China. El gobierno japonés aprobó una ley para legalizar los casinos en el país, y se espera que sean tres centros turísticos principales los que acogerán estos complejos de ocio. Las ciudades están formalizando sus procesos de licitación, con propuestas de conceptos en Osaka para el próximo mes.

La inversión para un casino en Japón ronda más de U$S 10 mil millones, y el objetivo del gobierno es generar ingresos por turismo y convenciones de hoteles adyacentes y espacios para reuniones. MGM Resorts International ya declaró su intención de eregir un resort en Osaka, mientras que Las Vegas Sands Corp. dijo a principios de este mes que no presentaría una oferta allí, favoreciendo en cambio un resort en el área de Tokio. Wynn Resorts Ltd. también manifestó interés en la Bahía de Tokio, que podría incluir a Yokohama.

"Como Caesars ha solicitado una licencia para operar en Japón durante muchos años, el gobierno, los negocios y los líderes comunitarios japoneses nos han tratado con respeto y buena voluntad, y con amabilidad por todos los japoneses
que hemos encontrado durante este viaje", dijo el presidente de Caesars, Jim Hunt, en un comunicado.

Caesars se está retirando justo cuando el camino hacia los casinos en Japón se volvió más claro. En los últimos años, la nación aprobó leyes que legalizaron los juegos de casino y establecieron condiciones que permiten la construcción de complejos turísticos. Los operadores y los municipios locales están esperando que el gobierno nacional designe una comisión de control de casinos y publique pautas sobre cómo se elegirán los sitios y operadores, un proceso que tuvo muchas demoras.

Yokohama, ubicada a unos 30 minutos al sur de Tokio, anunció formalmente la semana pasada que quiere aceptar propuestas para construir un complejo integrado en Yamashita. Justo después del anuncio, operadores como Las Vegas Sands, Wynn y Galaxy Entertainment Group Ltd. salieron con declaraciones alabando la medida y subrayando su interés en construir en Yokohama.

La firma de inversión CLSA prevé que los ingresos brutos del juego en Japón podrían alcanzar los U$S 20 mil millones anuales.

Caesars, el mayor propietario de casinos en los Estados Unidos, perdió la oportunidad de obtener una licencia en Macao, el mercado de casinos más grande del mundo. La compañía estuvo luchando con una gran carga de deuda asumida después de una compra apalancada en 2008. El financiero Carl Icahn tomó el control de la compañía con sede en Las Vegas y diseñó la venta de U$S 8.600 millones a Eldorado.


 

 

Fuente:www.bloomberg.com

 

 


 
Banner
Banner
Banner