Quieren Limitar El Importe De Las Apuestas En El Reino Unido

Ministros del Reino Unido están planeando una ofensiva, contra las máquinas de juego de azar que permiten altas apuestas en las que actualmente los jugadores pueden apostar más de 15 mil libras esterlinas por hora. Las máquinas similares a las que operan en los casinos, se encuentran en los locales de apuestas en todo el país y según ellos, deberían tener un límite en la cantidad de la apuesta por cada jugador.

Los liberales demócratas quieren que estas máquinas, denominadas FOBTs (Fixed Odds Betting Terminals), se limiten a una participación máxima de 2 libras esterlinas por jugada. Asimismo se supo que el gobierno está estudiando medidas más severas en relación a las restricciones de edad.

El planteo, se muestra totalmente contrario a las conclusiones del Comité de Cultura del Parlamento, el que recomendó en julio pasado que las leyes sobre el juego deberían ser menos estrictas, incluso en relación a la cantidad de máquinas tipo FOBTs por cada local, que actualmente tienen un límite de cuatro unidades.

Cabe recordar que en el pasado mes la diputado laborista Harriet Harman dijo que su partido se había equivocado al relajar las leyes de juego, afirmando que "fue un error".

Los críticos dicen que estas máquinas de probabilidades fijas son tan adictivas que las llaman el "crack" del juego, ya que permiten a los usuarios acumular enormes deudas. Pueden jugar 100 libras esterlinas por hora en la ruleta, el blackjack o el póker, con la esperanza de ganar 500.

Pubs y balnearios dicen que están siendo "diezmados" por la competencia de las máquinas, mientras que los parlamentarios se quejan de que las calles principales de las ciudades están siendo arruinadas por la proliferación de tiendas de apuestas.

Anoche una fuente del Gobierno dijo que los ministros tenían la esperanza de hacer un anuncio "pronto" sobre las medidas. "Es un tema que nos concierne y estamos dispuestos a tratar," dijo la fuente. Sin embargo, existe la preocupación que medidas severas sobre este tema empujen a los jugadores a volcarse masivamente hacia los juegos de azar online.

El diputado laborista David Lammy, que acusó a su partido de haber precipitado el problema a través de la Ley del Juego de 2005, que redujo las restricciones, dijo que los planes "no van lo suficientemente lejos.

Por su parte la Asociacion de Pubs consideró que la recaudación cayó en por lo menos 110 millones de libras esterlinas desde la entrada en vigor de esa ley.

Don Foster, parlamentario y vocero de la comisión de cultura, aseguró que los ministros están buscando limitar el monto de la apuesta, aumentando el tiempo entre cada "spin", restringiendo el número de FOBTs en cada local de apuestas y asimismo limitando la cantidad de locales de juego en cada calle principal de las ciudades.

"Estas máquinas son el cuco en el nido permitiendo 100 libras esterlinas por jugada," dijo. "Por fin un número de ministros del gobierno están comenzando a compartir mis preocupaciones".

 


 

 

Fuente:www.dailymail.co.uk

 

 


 
Banner
Banner
Banner