Para Algunos Inversionistas, IGT Perdió Valor

El inversionista de la firma IGT (International Game Technology) y ex analista de Wall Street, Jason Ader, dijo que la empresa ha perdido valor y es necesario que vuelva a centrarse en su actividad principal de máquinas tragamonedas y empresas de sistemas.

La afirmación surge a raíz de la declaración presentada ante la Comisión de Bolsa y Valores, por parte del Grupo de Inversion Ader, que tiene la intención de elegir a tres candidatos independientes para la junta de directores de IGT en un esfuerzo por hacer cambios en la dirección de la empresa.

El Grupo Ader Inversiones dijo que nombrarán al ex Ceo de IGT Charles Mathewson, Daniel Silvers (de Ader Inversiones), y Raymond Brooks Jr. (director de RJ Brooks Cos y ex director general de ACA Financial Guaranty Corp.).

"Creemos que los inversores están confundidos por la dirección estratégica de IGT y que la valoración de IGT ha sufrido como resultado", dijo Jason Ader  en un comunicado. "Además, estamos convencidos de que IGT ha abdicado de su ventaja competitiva en su negocio principal, a través de su reciente estrategia. Esperamos que esta nueva lista sume experiencia y profundidad".

A través de un portavoz, Ader explicó que nunca quiso presentarse como candidato a la junta directiva de IGT, que según él era una falsa declaración difundida por IGT.

Asimismo señaló que la obtención de tres asientos independientes (sobre ocho personas) en la Junta Directiva de IGT ayudaría a centrar a la empresa para remontarla a su modelo de negocio original.

"Creemos que IGT está muy infravalorada como resultado de una falta de concentración en la actividad principal, las máquinas tragamonedas y sistemas de negocios, que creemos que generó el éxito histórico de IGT.La falta de experiencia en la industria de juegos de casino en los rangos de gestión, y los resultados de las malas decisiones de asignación de capital, se destacan por una serie de costosas adquisiciones no estratégicas ", dijo Ader. "Estamos convencidos de nuestro staff hará una mejora importante en esta empresa".

Ader dijo que el 16,2 por ciento de disminución en el precio de las acciones de IGT en el 2012, "habla por sí mismo".

Jason Ader, de 44 años, ha estado en la junta directiva de Las Vegas Sands Corp., desde 2009. Fue director gerente de Bear Stearns 1995 a 2003, donde siguió de cerca la industria del juego.

Charles Mathewson, de 83 años, fue presidente de IGT desde 1986 hasta su jubilación en 2003. Se desempeñó como "presidente honorario" hasta que sus lazos con la empresa se rompieron en 2010. Se le atribuye haber puesto en la cima de los productores de máquinas tragamonedas a IGT en la década de 1990.

La lucha de poder -dijo Ader-, "es sólo acerca de la mejora
del valor para los accionistas".

Ader y Mathewson tienen el 3 por ciento del control de IGT, comparten aproximadamente 8,05 millones de acciones y están buscando aliados adicionales para la reunión anual de accionistas de la compañía.

La actual CEO de IGT, Patti Hart, dijo en una entrevista esta semana que ella y la actual junta directiva de la compañía se oponen a los nuevos nominados.

Patti Hart, quien asumió el cargo de CEO en abril de 2009, ha sido criticada por varias grandes adquisiciones de la compañía. El año pasado, IGT gastó 500 millones de dólares para comprar el gigante de juegos de casino sociales DoubleDown. En 2011, IGT gastó unos 115 millones de dólares para adquirir la empresa sueca operadora de juegos online Entraction.

Wall Street ha desafiado IGT a que de muestre un retorno de la inversión en la operación con DoubleDown. Durante el verano, la compañía dejó de lado las operaciones online de Entraction en Europa, diciendo que el modelo de negocio sufrió a causa de los cambios regulatorios.

El precio de las acciones de la compañía cayeron un 18 por ciento en 2012, el tercer año consecutivo donde los precios de las acciones de la compañía se han desplomado.

En septiembre, Hart dijo al periódico Las Vegas Review-Journal que la compra de DoubleDown eventualmente sería vista como "la mejor inversión" que IGT había hecho nunca antes, en el desarrollo de tecnología de juegos sin dinero en efectivo.

En un comunicado emitido el lunes, IGT dijo que ha mantenido "numerosas llamadas, correos electrónicos y reuniones cara a cara" con Ader. Funcionarios de la compañía dijeron que la lucha de poder "es el resultado de una larga disputa entre IGT y Mathewson".

La empresa puntualizó que Mathewson "ha intentado en repetidas ocasiones ejercer influencia sobre las operaciones de la empresa, y extraer beneficios financieros personales a expensas de todos los demás accionistas".

Mathewson ha donado millones de dólares a la Universidad de Nevada, incluida una contribución de 1.000.000 dólares en agosto pasado, para establecer una cátedra en su nombre en la escuela de negocios de la universidad.

hizo una donación de 5 millones de dólares para la ayuda a la construcción del Centro de Conocimiento Mathewson-IGT, que se considera una de las bibliotecas tecnológicamente más avanzadas en el país.

 

 


 

 

Fuente:www.lvrj.com

 

 


 
Banner
Banner
Banner