No Era Un Barco Fantasma Sino Restos De Un Casino De La Mafia

Lo que en un primer momento se pensaba fueran los restos de un viejo barco ruso que surcó las aguas del Pacífico infestado de ratas caníbales, resultó ser una nave petrolera utilizada por grupos mafiosos como burdel, casino flotante e incluso para la venta ilegal de alcohol.

Un grupo de investigadores creía haber hallado en una playa de California, en los Estados Unidos, los restos de un "barco fantasma" ruso, pero tras un análisis satelital, determinaron que se trataba de otro buque con pasado oscuro, según informó el diario Daily Mail.

De acuerdo a los autores de un documental producido por el canal Discovery Science, en un principio, pensaron que se trataba del barco crucero de construcción soviética MV Liubov Orlova, que había sido dado por naufragado hace varios años.

Construido en 1976, este barco de 4.000 toneladas, 90 metros de eslora y capacidad para 110 pasajeros realizó numerosos viajes de crucero en el transcurso de más de dos décadas. En 2013, ya fuera de servicio, la nave se perdió frente a las costas de Terranova (Canadá) mientras era remolcada para ser vendida como chatarra.

Desde entonces, nada se había sabido sobre este barco que quedó a la deriva. Hasta que, recientemente, un grupo de investigadores halló en la costa californiana el esqueleto de un barco de idénticas dimensiones a las del crucero ruso. Los expertos creyeron entonces estar frente a los restos del Liubov Orlova, que habría sido arrastrado por la corriente hacia la orilla.

"Se cree que el barco fue invadido por hordas de ratas caníbales" ya que literalmente "no había nada más que comer" a bordo, explicó uno de los autores del documental. "Imagínense este barco gigante" abarrotado de voraces roedores "apareciendo en tu playa local, justo donde vives".

Sin embargo, tras analizar el lugar de hallazgo con tecnología satelital, los expertos determinaron que los restos encontrados estaban hechos de hormigón. Así, se descartó la hipótesis del crucero ruso, cuyo casco había sido hecho principalmente de acero.

Finalmente, los investigadores llegaron a la conclusión de que los restos pertenecían a un barco petrolero abandonado en los años 1930 y posteriormente utilizado por grupos mafiosos como burdel y casino flotante.

El barco es, de hecho, el SS Monte Carlo que se hundió hace casi 80 años pero resurgió en febrero de 2016 después de una marea alta. Quedó varado frente a lo que hoy se conoce como El Camino Tower, perteneciente a los apartamentos Coronado Shores.

Los barcos operados por la mafia en esa época estaban anclados en aguas internacionales y funcionaban como casinos flotantes, burdeles y bares clandestinos.

La nave fue construida en 1921 con un mombre diferente, SS McKittrick; un navío de noventa metros de eslora botado en Cape Fear Carolina del Norte, y diseñado para servir como buque cisterna en la Primera Guerra Mundial. Posteriormente se le hicieron una serie de reformas y pasó a
navegar como petrolero en diversas compañías. Años después fue adquirido por un particular que lo rebautizó como SS Monte Carlo, para convertirlo en un casino flotante. Se saltaba la Ley Seca que imperaba en esos momentos y ofrecía a su clientela una amplia gama de servicios ilegales.


 

 

Fuente:actualidad.rt.com

 

 


 

Escribir un comentario

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.
La publicación de los mensajes se dará luego de ser verificados por un moderador.


Banner
Banner
Banner