La Apuesta De Codere En Colombia

Después de haber estado a punto de volar hacia otras tierras más prometedoras, la multinacional española Codere, presente en ocho países de Europa y Latinoamérica, recuperó la confianza inversionista en Colombia y ahora está prendiendo motores para ejecutar un nuevo proyecto que será “como traer Las Vegas a Colombia”. Así lo confirmó Diego Navarro, presidente de la compañía en ese país cuyo negocio se centra en la gestión de terminales de juego, bingos, puntos de apuestas, casinos e hipódromos.

 

Está presente en ocho países de Europa y Latinoamérica, donde emplea a más de 17.600 personas y es la única empresa española del sector del juego que cotiza en la Bolsa de Madrid. En el 2010, intentaron salir de Colombia, huyendo de un marco regulatorio que no protegía el negocio frente al accionar de los competidores ilegales. Adicionalmente, el incremento del IVA para este sector, de 5 a 16 por ciento, los estaba sacando del país. Ahora, según indica Navarro, la situación ha cambiado.

"El fortalecimiento de las normas, el buen desempeño macroeconómico del país y la transformación del modelo de negocio nos hizo cambiar la decisión de irnos".

¿En qué consiste el nuevo proyecto que hará la compañía en Colombia?

Es el producto de haber recobrado la confianza inversionista en el país. Durante el 2011, nuestras inversiones superarán los 15 millones de dólares, a través de la ampliación de oferta de salas Crown; pasamos de 2 a 5.

También transformamos y ampliamos dos antiguas salas de nuestra marca Mundo Fortuna, a Crown Casinos. Y la novedad es que lanzaremos una nueva sala en el norte de Bogotá, al estilo de los casinos de Las Vegas.

Pero continuamos invirtiendo en la transformación hacia formatos exclusivos de juego en nuestra unidad de negocio tradicional y desarrollando nuestras marcas Stars Casino Games y Fantasía Royal.

¿Cuáles fueron los resultados de la empresa en el 2010 y la proyección para el 2011?

El grupo Codere, incluyendo los ocho países donde operamos, generó ingresos por 1.127 millones de euros y un Ebitda operativo de 241 millones de euros.

En Colombia, en igual periodo, tuvimos ingresos brutos por 44,7 millones de euros y un Ebitda de 5,4 millones de euros.Para el 2011, en el país, esperamos crecer en Ebitda por encima del 25 por ciento.

¿Por qué Codere tuvo la intención de retirarse del país?

Codere inició su proceso de expansión internacional en Colombia hace más de 25 años, generando empleo y recursos para la salud. Pero la fragilidad del marco regulatorio y el incremento del IVA del 5 al 16 por ciento adoptado en 2010, que sólo aplica -por supuesto- a los operadores legales nos estaba afectando.

Es así que el crecimiento de la ilegalidad sin control del Estado nos generó un desequilibrio económico que nos hizo cuestionar si era o no viable continuar en Colombia.

A partir del segundo semestre del 2010 el Gobierno ha tomado decisiones que muestran su firme voluntad de fortalecer el marco regulatorio, lo cual revive nuestro optimismo de continuar apostando por nuestras operaciones en el país.

¿Qué medidas puntuales les hicieron cambiar de opinión?

Fundamentalmente, la Ley 1393 del 2010, que crea herramientas para controlar la ilegalidad, al incorporar la judicialización no excarcelable y mayores sanciones económicas e inhabilidad de contratación con el Estado para operadores ilegales.

De igual manera, el hecho de transferir el control y recaudo a la Dian partiendo de la decisión de liquidar a la empresa territorial para la salud, Etesa, que venía ejerciendo sin éxito el control.Adicionalmente, en la Ley 1444 del 2011, que otorgan facultades extraordinarias al Presidente de la República para modificar la estructura de la administración pública, se contempla la creación de la nueva institucionalidad que debe regir el futuro de los juegos localizados en Colombia, actividad que en en el país apenas alcanza a ser el 1,5 por ciento del PIB, es decir, es superado ampliamente por otros mercados con modelos regulatorios más evolucionados.

¿Qué impacto tiene la ilegalidad sobre la actividad de la compañia?

Estimamos que la operación de máquinas legales es de alrededor de 65 mil y las ilegales puede ser igual o superior.

En términos de derechos de explotación e IVA, el Estado está dejando de percibir por estas operaciones ilegales más de 250.000 millones de pesos al año. Al igual que muchos operadores, hemos tenido que contraernos en esta unidad de negocio, pasando de operar más de 13.500 máquinas en 1999, a 6.500 hoy.

ALTOS APORTES TRIBUTARIOS

Según Diego Navarro, el aporte que harán este año al país en materia tributaria la estima en $24.000 millones, 15.000 millones por derechos de explotación y 9.000 millones por IVA. "Y en términos de empleo, actualmente contamos con 621 empleados directos y más de 1.000 indirectos.

En el segundo semestre crearemos 250 nuevos empleos directos de calidad".

¿Qué le falta al país para fortalecer a este sector?

Es fundamental impulsar una reglamentación para el juego 'on line', que es uno de los sectores de la industria con mayor proyección a nivel social y económico y que ya está siendo regulado en otros mercados.


 

 

Fuente: Portafolio

 

 


 

Escribir un comentario

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.
La publicación de los mensajes se dará luego de ser verificados por un moderador.


Banner
Banner
Banner