Quinto Año De Crecimiento Del Juego Tribal

Los ingresos brutos totales generados por la industria del juego tribal en los Estados Unidos alcanzaron durante el 2014 la cifra de 28.500 millones de dólares, marcando el quinto año consecutivo de crecimiento desde el 2009, según informó Jonodev O. Chaudhuri, presidente de la Comisión Nacional de Juego Indiano (NIGC - National Indian Gaming Commission).

"En general, la industria del juego de las naciones originarias se mantiene estable. Estabilidad que proviene de operaciones sólidas, una sólida gestión tribal, y la regulación efectiva de la comunidad reguladora del juego indio, que incluye al NIGC y más de 5.400 reguladores tribales", dijo Chaudhuri.

Los ingresos brutos registrados en el 2014 por U$S 28.500 millones representan un crecimiento del 1,5 % respecto al 2013, que fueron de U$S 28.000 millones. En general, en el 2014, el 72% de las operaciones observó anualmente cambios moderados. Durante el pasado año hubo diez nuevos centros operacionales de juego indio.

"La regulación -dijo Chaudhuri-, es un pilar esencial de apoyo a la crítica de la autosuficiencia y la autodeterminación que el juego indio ha demostrado. La regulación conserva la confianza del público, protege los activos tribales, y promueve un ambiente seguro y justo, para todas las personas que interactúan con la industria".

Asimismo, las pequeñas y medias operaciones de juego, aquellas que generan menos de U$S 25 millones, representan casi el 60 por ciento de la industria del juego tribal en los Estados Unidos. Muchas tribus indias utilizan los ingresos del juego para financiar actividades de desarrollo económico sobre las reservas y para una prestación más eficaz de los servicios gubernamentales tribales, incluyendo los servicios de salud, programas de educación temprana, y actividades de preservación cultural.

En el pasado año, 88 centros de juego de las naciones originarias reportaron ingresos de menos de U$S 3 millones; otras 76 tuvieron ingresos de juego entre U$S 3 millones y U$S 10 millones; y 96 informaron ingresos de entre U$S 10 millones y U$S 25 millones.

"La industria del juego tribal es impulsada por los datos demográficos de cada área. Muchas operaciones de juego tribales están en zonas rurales del país, donde los trabajos son muy necesarios para los nativos y no nativos por igual", comentó Chaudhuri.

"Los ingresos del juego tribal -a diferencia de los casinos comerciales-, está fuertemente regulada, propuesta específicamente para apoyar los servicios gubernamentales tribales, para beneficiar a las naciones originarias".

La Comisión Nacional de Juego Indiano (NIGC) divide al territorio estadounidense en 7 regiones.

El mayor incremento de ingresos brutos de un 4,4% (U$S 305 millones) se produjo dentro de la Región de Sacramento, que contiene 68 centros de juego a través de California y el norte de Nevada. La Región de Oklahoma City, con 65
operaciones de juego en Texas y al oeste de Oklahoma, tuvo el mayor incremento porcentual desde 2013; un 7,5% (U$S 141 millones).

"En los últimos años nuestra revisión regulatoria ha proporcionado una reforma muy necesaria para satisfacer las necesidades de la cambiante industria, y proporcionar flexibilidad y consistencia para las tribus y los reguladores tribales" aseguró Chaudhuri.

"La regulación ha jugado un papel clave en la estabilidad de la industria del juego indio, proporcionando consistencia y previsibilidad, un requisito para cualquier mercado financiero. Y a ese principio, he configurado la política que creo que equilibra de manera efectiva la soberanía tribal con nuestras responsabilidades de regulación, y continuará proporcionando coherencia y previsibilidad en la industria", agregó el presidente de NIGC.

Para cumplir con el mandato de NIGC en mantener la integridad de la industria de juegos de azar de las naciones originarias; promover el desarrollo económico tribal, la autosuficiencia y fuertes gobiernos tribales; y para garantizar que las tribus sean los principales beneficiarios de sus actividades de juego, la Comisión adoptó principios como el de actuar dentro de manera apropiada para abordar y mitigar la actividad que ponga en peligro la integridad de los juegos indios y, por extensión, la herramienta de autodeterminación que representa; actuar cuando se ponga en peligro la salud y seguridad del público en establecimientos de juego, incluyendo a los empleados y clientes; participar en la regulación sin obstaculizar innecesariamente las actividades de desarrollo económico legales; y, proteger de todo lo que se desarrolle a espaldas de las tribus.

"Como alguien que ha sido testigo de los beneficios innegables que la industria del juego indio ha proporcionado a muchas comunidades nativas, sé de la importancia de proteger", dijo Chaudhuri. "Un buen funcionamiento eficiente y una estructura regulatoria efectiva, protege la industria y promueve su integridad y la salud".

Las cifras de los ingresos de este sector industrial proporciona una visión regional, de las sumas generadas por los más de 450 establecimientos de juego asociados, con cerca de 242 tribus a través de 28 estados.

Los ingresos brutos del 2014 se calculan sobre la base de 459 estados financieros auditados de forma independiente y recibidos por la NIGC hasta el 8 de julio de 2015, de acuerdo con la Ley Reguladora de esa Comisión.


 

 


 

Escribir un comentario

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.
La publicación de los mensajes se dará luego de ser verificados por un moderador.


Banner
Banner
Banner