Las Empresas De Juego En Cataluña Cayeron A La Mitad

Cataluña es la segunda comunidad en ingresos brutos del sector (concentra el 17,9% del total estatal), pero la primera en recaudación por tasa del juego (el 19,1%), por lo tanto, soporta una presión fiscal más elevada que otras comunidades como Madrid o la Comunidad Valenciana. Esta es una de las principales conclusiones del estudio "El sector del juego privado en Cataluña 2018" que también expone que las apuestas presenciales y el juego en línea son las modalidades que mayor crecimiento muestran.

El estudio, el único que hace un análisis anual del sector y de su evolución reciente en Cataluña en comparación con el resto de comunidades autónomas, fue elaborado por el Gabinete de Estudios de la Cámara de Comercio de Barcelona, con el apoyo de PATROJOC, la organización representativa del juego privado en Cataluña y da cuenta de que "los ingresos brutos del sector fueron de 878,2 millones de euros en Cataluña en 2017, un 6% más que el año anterior, pero todavía un 9,9% inferior a la cifra de 2008".

También indica que el sector del juego privado ocupa alrededor de 38.000 personas directa e indirectamente en esa comunidad.

Los siguientes son los puntos más sobresalientes detallados en el informe:

- En Cataluña en 2017 había 4 casinos con licencia, 45 salones de bingo, 127 salones de juego y 18.790 establecimientos de hostelería con máquinas recreativas, esta última es la cifra más baja de la serie histórica disponible y supone un descenso del 15% respecto a 2010. "Hay que decir que en Cataluña hay una buena planificación de la oferta (número de salones, casinos, máquinas, etc.), lo que permite una mayor seguridad y control del sector, así como minimizar las posibles externalidades negativas", precisa el informe.

- El sector del juego privado en Cataluña ocupa directamente alrededor de 8.300 personas, cifra a la que se suman 29.800 personas más de empleo indirecto que el sector genera sobre todo en el ámbito de la hostelería. La suma total estaría en torno a las 38.000 personas.

- El tejido empresarial del sector del juego privado está formado por 787 empresas, de las que casi dos terceras partes son empresas operadoras (509 empresas). El censo empresarial ha sufrido un importante descenso desde el inicio de la crisis, cuando figuraban 1.399 empresas, casi el doble de la cifra actual. Sobre todo se ha reducido el número de empresas operadoras, fabricantes y de salones de juego.

Según el estudio "los ingresos brutos del sector se están recuperando desde el 2015 pero aún son inferiores a los de antes de la crisis". En este sentido detalla:

- El Gross Gaming Revenue (GGR) o ingresos brutos del sector representa el 27,8% de la cantidad jugada, el restante 72,2% es devolución en premios. El GGR ha sido de 878,2 millones de euros en Cataluña en 2017, un 6% más que el año anterior, pero todavía un 9,9% inferior a la cifra de 2008. Del GGR total, 669 millones de euros corresponden a las máquinas "B" en hostelería, salas de juego y bingos (el 76,2% de); 97,6 millones a los casinos (el 11,1%); 88,6 millones a los bingos (el 10,1%), y 23,1 millones a las apuestas presenciales (el 2,6%). El crecimiento más intenso en 2017 se ha dado a las apuestas (+ 17,4%) y en las máquinas "B" (+ 7,1%), mientras que los casinos ha sido de sólo el 2,1% y el bingo se mantiene estable.

- Madrid y Cataluña son las dos comunidades que registran un GGR más elevado, con un peso del 20,4% y del 17,9% sobre el total estatal, respectivamente. A continuación, se sitúan Comunidad Valenciana y Andalucía, con unos pesos relativos del 13,7% y 11,6%. En las cuatro comunidades han producido incrementos similares del GGR en 2017 (entre 5% -8%).

- En los casinos, el número de visitas se ha reducido un 6,9% hasta las 1.423.062 personas en 2017, pero el GGR ha aumentado un 2,2% hasta los 105,3 millones de euros.
Esto significa que el gasto medio por visita sube de los 67,4 euros en 2016 a los 74 euros en 2017. Cataluña es la comunidad líder en esta modalidad, ya que concentra el 26,9% de la cantidad jugada en todo el Estado.

- En los bingos, los ingresos de los gestores disminuyen con fuerza desde el 2007, pero a partir de 2013 se estabilizan en torno a los 88,5 millones de euros. Este es el resultado de una disminución del número de salas, desde 52 en 2007 a 45 en 2017, y de una reducción del ingreso medio por sala de los 3,8 millones a 2 millones en la última década. Cataluña es tradicionalmente la tercera comunidad autónoma más importante en términos de cantidad jugada al bingo presencial por detrás de Madrid y Valencia.

- El número de máquinas recreativas tipo "B" experimentó un ligero descenso en 2017 hasta las 32.575 (-0,3%). De hecho, el número de máquinas no ha dejado de caer desde 2008 y acumula un descenso del 17%. Sin embargo, el GGR ha aumentado un 7,1% hasta los 669 millones de euros, cifra que aún es un 1% inferior al máximo registrado en 2008. Según datos del sector los ingresos de las máquinas B en hostelería han disminuido un 10% respecto a 2008. el GGR ha recuperado por el incremento de los ingresos de las máquinas B en los salones de juego y bingos. Cataluña es la segunda comunidad autónoma donde más dinero se han jugado y mantiene un peso del 18,3% sobre el total estatal.

- El sector de las apuestas presenciales, desde que se reguló en junio de 2014, ha vivido un crecimiento muy intenso, que se observa tanto en las cantidades apostadas (+ 26,1% hasta los 128,6 millones en 2017) como en el GGR (+ 17,4% hasta los 23,1 millones).

- El juego en línea continúa registrando fuertes crecimientos. El volumen jugado en Cataluña se sitúa en los 1.943 millones de euros en 2017, un 26,4% más que el año anterior. En Cataluña se juega el 14,6% del total estatal (13.316 millones de euros en 2017). Cabe señalar que el GGR en esta modalidad es sólo el 4,2% de la cantidad jugada para que el restante 95,8% es devolución en premios.

El estudio señala que "Cataluña es la comunidad que más recauda por tasa del juego y, además, donde se aumentó la presión fiscal en 2017, al contrario que en Madrid y la Comunidad Valenciana". Para demostrar la fuerte presión fiscal que soporta el sector, el informe describe:

- El sector del juego privado está sometido a una fuerte presión fiscal en Cataluña. Por un lado las empresas deben hacer frente a la tasa sobre el juego privado, tributo cedido por la administración central a las comunidades autónomas, y a la tasa por la prestación de servicios en materia de juegos y apuestas, propia de la Generalidad de Cataluña. El año 2017 el sector del juego tributó 229,6 millones de euros por la tasa del juego, 18,2 millones más que en 2016, y 5,8 millones por la tasa de servicios del juego.

- De las comunidades que más recaudan, Cataluña es la que soporta una mayor presión fiscal (23,8% sobre el GGR) en comparación con Madrid y la Comunidad Valenciana (14,6% y 20,5%), que son la segunda y tercera comunidades con más recaudación tras Cataluña.

- Tras el aumento del 10% de las cuotas sobre las máquinas recreativas y de azar tipo "B" y "C" aplicado a partir del segundo trimestre de 2017, Cataluña es la comunidad autónoma que más grava estas máquinas. En las máquinas "B" de un jugador, en Cataluña se paga una cuota anual de 4.020 euros y para las máquinas "C", de 5.792 euros.


 

 


 

Escribir un comentario

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.
La publicación de los mensajes se dará luego de ser verificados por un moderador.


Banner
Banner
Banner