Mega Emprendimientos Turísticos De Inversión Privada: Una Nueva Política Empresarial Que Dio Sus Frutos En Sierra De La Ventana

La inversión privada en mega proyectos edilicios que incluyen la puesta en marcha de casas de juego, forma parte de una nueva política empresarial de moda en el país durante el último tiempo. Estas propuestas, en su mayoría consideradas proyectos integrales de emprendimientos turísticos,  concentran una variedad de servicios que van desde la oferta hotelera hasta el entretenimiento lúdico. En el marco de una iniciativa semejante, se espera que Sierra de la Ventana inaugure a fin de mes las nuevas instalaciones del antiguo casino.

A pesar de que la firma concesionaria de orígen italiano, Recorriendo el Sur SA -perteneciente al grupo económico Paoletti- había proyectado inaugurar el nuevo casino en diciembre, a comienzos de la temporada estival, la apertura de la sala de juego está prevista para fin de mes. El propio intendente de Torquinst, Gustavo Trankels, confirmó que se están llevando a cabo las gestiones pertinentes con el Insituto de Lotería y Casinos para confirmar la habilitación. Aunque la decisión final depende exclusivamente de ese organismo, el mandatario señaló que la obra se encuentra prácticamente terminada. "Se hizo un trabajo muy bueno, que permitirá al concesionario liberar una sala del Hotel Provincial muy linda y, de esta forma, iniciar las reformas que tiene en mente", señaló.

La reubicación del casino fuera de las instalaciones del Hotel Provincial de Sierra de la Ventana, aunque dentro del mismo predio, fue parte del compromiso que asumió la empresa cuando resultó adjudicataria de la concesión del inmueble, en junio de 2009. En aquella oportunidad, el pliego de bases y condiciones para la concesión - que implicaba la remodelación, refuncionalización, explotación, equipamiento, conservación y mantenimiento del valor arquitectónico del hotel- solicitaba una inversión de 2,8 millones de pesos, aunque la firma adjudicataria propuso tres millones de dólares. En dicho documento se estableció además un plazo de 50 años para la explotación de la unidad turística -el hotel- con opción de prorrogar el contrato hasta por el plazo de diez años.

El nuevo edificio del casino - que tendría un costo de inversión de un millón de dólares- consta de un total de 1300 metros cuadrados de superficie techada, sin contar la proyección de un estacionamiento exclusivo sobre calle Bahía Blanca. En un principio, la exigencia era levantar un salón de 800 metros cuadrados, pero luego el concesionario decidió sumar 500 más de común acuerdo con las autoridades del
Instituto Provincial de Lotería y Casinos.

Las instalaciones del nuevo edificio están compuestas por una gran sala de juego equipada con ruletas y máquinas tragamonedas, así como con un sector de confitería con barra y comedor. Una parte de su estructura, de forma circular, será vidriada. Además de contar con los servicios clásicos ambientales para la comodidad del cliente -como calefacción y aire acondicionado- la edificación contará con oficinas privadas, vestuarios y sanitarios exclusivos para los empleados de la casa de juego.

Una vez que se complete el traslado del casino, la firma Recorriendo el Sur tendrá a su plena disposición el edificio del Hotel Provincial para iniciar el resto de las reformas previstas, las cuales suponen una inversión de 4 millones de dólares, sin considerar los gastos del mobiliario.  El proyecto no sólo contempla la reestructuración interna del hotel, sino la construcción y puesta en funcionamiento de un spa y una pileta semicubierta. Cuando se culmine con la refacción total, el edificio contará con 60 habitaciones nuevas, y el sector donde hasta el último domingo funcionaba el casino será utilizado como sala de eventos.

Considerando el actual estado de deterioro y abandono del hotel, principalmente sus habitaciones, según directivos de la firma concesionaria, las intervenciones no se limitarían a la refacción, sino que también se modificarían los espacios. Por el momento, sólo la mitad de las habitaciones del hotel se encuentran en pleno funcionamiento, en tanto que las habitaciones restantes están clausuradas, por su precario estado, o siendo utilizadas como oficinas.

Por ello, cuando se culmine con la refacción total, la empresa pretende atender las demandas del turismo con más de 50 habitaciones renovadas. En principio, según los concesionarios, la apuesta radica en atraer el turismo internacional y confeccionar paquetes desde Italia, con la intención de fomentar el turismo local haciendo que la zona se haga más conocida.


 

 


 
Banner
Banner
Banner