MGM Quiere Regresar Al Mercado De Atlantic City

Pese a que varios casinos de la ciudad de Atlantic City en Nueva Jersey, decidieron cerrar sus puertas en un mercado que no logra reubicarse tras años de constante baja de ingresos, MGM Resorts International espera conocer si se le permitirá volver a entrar en ese territorio, tan pronto como los reguladores revisen un antiguo acuerdo de negocios que efectivamente llevó a la compañía a retirarse.

La empresa pidió a los reguladores de juego de Nueva Jersey el permiso para reclamar su participación del 50 por ciento en el Borgata Hotel Casino & Spa, uno de los casinos con mejor desempeño en una ciudad que ve como sus establecimientos de juego se desvanecen, y que una vez supo ser reconocida como el centro de juego de la costa este de los Estados Unidos.

Boyd Gaming Corp. es propietaria del otro 50 por ciento y controla eficazmente el Borgata desde hace varios años

MGM espera calificar para una licencia de juego en Nueva Jersey, cuatro años después de haber abandonado el mercado de Atlantic City en una disputa regulatoria sobre su asociación en un casino de Macao.

El presidente y CEO de MGM, Jim Murren, dijo que la empresa va a utilizar sus conocimientos en la industria del entretenimiento para crear más atracciones en el Borgata, si la Comisión de Control de Casinos de Nueva Jersey les permite volver a Atlantic City.

"Sabemos que puede ser aún mejor", dijo. "Sabemos que podemos traer más programación al Borgata".

La aprobación pondría fin a una saga que lleva años y que comenzó cuando MGM detuvo sus actividades debido a las preocupaciones de Nueva Jersey por su socio que consideraba inadecuado. Se trataba de Pansy Ho, una magnate de los juegos de azar con sede en Macao y la mujer más rica de Hong Kong.

En 2005, los reguladores del juego de Nueva Jersey comenzaron a investigar la afiliación de MGM con Ho, cuyo padre construyó un imperio de juegos de azar en Macao, y se considera mantenía presuntos vínculos con el crimen organizado asiático. MGM tenía una empresa conjunta en el énclave chino con Ho.

Antes de que se llegara a los resultados de esa investigación sobre la idoneidad de Ho, MGM se retiró,
poniendo su 50 % del Borgata en un fondo controlado por un administrador, que se suponía iba a vender si MGM no encontraba compradores.

Pero MGM recibió una prórroga, y se detuvo con sus planes de venta de sus intereses en la propiedad. En tanto la joint venture con Ho salió a cotizar en Bolsa en el 2011, dejando a MGM con una cuota de participación mayor.

Actualmente la asociación con Ho en un casino de Macao fue restructurada, dejando en manos de la empresaria una participación más reducida, lo que reduce su influencia en la empresa. MGM ahora posee el 51% del casino de Macao y controla su consejo de administración.

Sin dar a conocer mayores detalles, Mürren también declaró que MGM explorará opciones para las 29 hectáreas de terreno de su propiedad junto al Borgata, y otras 36 hectáreas adyacentes al Golden Nugget Atlantic City.

"Vamos a considerar todo", dijo el ejecutivo a los reguladores durante la reunión de este míércoles que decidirá sobre la petición de la empresa.

Tres casinos de Atlantic City cerraron este año y un cuarto, el Trump Plaza, lo hará la semana que viene. El martes, Trump Entertainment Resorts Inc. se declaró en quiebra, y su otro casino, el Trump Taj Mahal, también podría cerrar en noviembre, si no logra recortar gastos y llegar a un acuerdo con el sindicato.

Hasta el momento ocho casinos, incluido el Trump Taj Mahal, permanecerán de pie este año. Borgata fue el establecimiento que mejor resultados logró en el último trimestre, cuando registró un beneficio neto de alrededor de 8,8 millones de dólares.

El Borgata dijo también que se encuentra primero en el mercado de juego online recientemente legalizado en el estado, con una cuota del 28,4 % en el primer semestre del 2014.


 

 

Fuente:www.reuters.com y www.pressofatlanticcity.com

 

 


 
Banner
Banner
Banner