Premios No Cobrados: Otro Millonario Negocio

La Sociedad Estatal de Loterías y Apuestas del Estado de España (SELAE), recoge alrededor de unos 50 millones de euros anualmente, que corresponden a aquellos premios de la lotería que los agraciados nunca llegan a cobrar, como billetes o décimos que, pese a estar premiados, no son presentados al cobro en tiempo y forma.

El descuido de los afortunados jugadores que no se presentan a retirar el premio porque extraviaron el documento, o simplemente por desconocer que era ganador, es un hecho que las loterías y apuestas oficiales le reportan al Estado decenas de millones de euros cada año.

Las cuentas de SELAE así lo indican. Según la documentación recopilada por el diario ABC, esta empresa pública recoge específicamente cada año esos ingresos extra, que además se fueron incrementando año tras año. De los poco más de 45 millones de euros que obtenía por esta vía en el año 2013, pasó a ganar algo más de 50 millones de euros en 2016. Este 2017, a falta de que se cierre la contabilidad oficial de esta sociedad pública, la cifra se calcula que será similar a la del pasado ejercicio y que rondará los 50 millones de euros.

Suele haber una correlación entre el dinero jugado cada año y los premios concedidos. Y, a más volumen, más suele ser
también el dinero que se queda en manos del Estado por premios que no son cobrados por los agraciados.

En el cuatrienio 2013-2016, la SELAE se anotó unas ganancias de 190,5 millones de euros por esta vía. La cifra es considerable. Baste un ejemplo: con lo que el Estado se gana cada año en premios caducados de Loterías y Apuestas, una diputación como la de Soria podría cubrir todos los gastos que tiene cada ejercicio.

Es una vía más de ingresos con la que reforzar los enormes beneficios que se anota cada año el Estado con esta empresa pública. SELAE prevé que las cuentas de 2017 arrojen un beneficio de 2.500 millones de euros. Son las ganancias brutas, antes de liquidar impuestos. Pero, como es una empresa estatal, los impuestos que paga se quedan en casa, en el Ministerio de Hacienda. Así que, en este caso, beneficios brutos y netos vienen a ser lo mismo, porque todo acaba en manos del Estado.


 

 

Fuente:www.abc.es

 

 


 

Escribir un comentario

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.
La publicación de los mensajes se dará luego de ser verificados por un moderador.


Banner
Banner
Banner